La Dirección General de Bomberos (DGB) del municipio de Ciudad Sandino desarrolló este miércoles un simulacro de extinción de fuego y rescate de una persona que quedó atrapada en un techo.

El simulacro lo dirigió el subcomandante Miguel Ángel Munguía, jefe de la delegación del distrito 10 de bomberos, unidad que está compuesta por 16 efectivos que incluye a varias mujeres.

Los bomberos utilizaron una unidad cisterna y una ambulancia. En el simulacro fue utilizada una manguera con ramificaciones que en cosa de minutos “apagó el siniestro”. La presión del agua que utilizaron fue de 5 atmósferas (unidad de medida en la presión para expulsar agua).

dgb

Dijo que la unidad a su cargo atiende los municipios de Mateare y Ciudad Sandino donde a diario cubren las emergencias de diferentes índoles y “por eso nuestro objetivo es mantenernos en la práctica”.

Dijo que en la demostración se extinguió un incendio y se realizó un rescate vertical de una persona que había colapsado debido a la alta temperatura que provocaron las llamas en el techo.

Indicó que la técnica de rescate que utilizaron la aplican en rescate de personas, animales, personas que se va en un pozo o un sumidero y “a dónde la población nos llame, ahí estamos nosotros como un cuerpo de bombero unificado”.

dgb

Anécdotas en rescate

Confirmó el jefe bomberil que hace unos días atrás se “produjo algo muy bonito, un niño de 6 años llegó a la 7 de la mañana a nuestra delegación pidiéndonos que le fuéramos a rescatar un gato y el andaba en sus manos dos galletitas”.

Parece que el gatito estaba empotrado en algo cuando el niño le estaba dando de comer y “entonces le pregunto al niño: ¿Pero ese gatito como se te fue ahí y ese gatito es tuyo?”

El niño le respondió que no y agregó “no tengo gato pero ahora que usted lo rescate el gatito va a ser mío”.  La repuesta del infante hizo pensar al jefe bomberil que “para eso estamos nosotros para responderle a la población en lo que sea”.

dgb

Explicó que lo más frecuentes que han atendido en los municipios que cubren son los enjambres de abejas que se han multiplicado, corto circuitos con los vientos y por eso llamó a la población instalar su caja de brake eléctrico con una mufa para que los cables no rocen los techos de zinc.

Ayer la estación atendió el caso de una persona que murió electrocutada en Bello Amanecer en el techo de su casa debido a que un cable energía eléctrica rozo las láminas de zinc del techado.

Los incendios de viviendas han bajado en el sector. El último que atendieron fue en el mes de junio.

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb

dgb