El pasado 24 de julio del presente año la cantante Demi Lovato fue encontrada inconsciente en su casa de Los Ángeles, rápidamente fue trasladada al hospital donde los paramédicos le tuvieron que administrar Narcan, un fármaco que se usa para revertir el efecto de las sobredosis.

Hasta el momento no se ha revelado qué sustancia fue la que causó la aparente sobredosis de la estrella, hay que recordar que esta joven ha luchado por dejar sus adicciones de alcohol y otras sustancias alucinógenas, pero se le ha sido imposible.

Después de salir del Hospital, donde había sido ingresada, de inmediato fue llevada una clínica de rehabilitación, en donde permanecerá por un largo periodo. 

Muchas veces Lovato en sus redes sociales acusaba a sus amistades de inducirla para que consumiera drogas. “Tuve una experiencia terrible con una colega, esta celebridad es una completa maldita y era realmente miserable estar cerca de ella”, expresaba Demi.

Lovato en su cuenta de Instagram les escribió a sus fans "Siempre he sido transparente acerca de mi viaje con la adicción, lo que he aprendido es que esta enfermedad no es algo que desaparezca o se diluya con el tiempo, es algo que todavía necesito superar y no lo he hecho aún", expresó la cantante.