La Vicepresidenta Compañera Rosario Murillo, destacó la conmemoración este 17 de Julio del Día de la Alegría.

Estamos en la “conmemoración de lo que llamamos el Día de la Alegría, el 17 de Julio. Y tenemos que lograr que nuestra alegría retorne, porque seamos capaces de fortalecer la paz en todos los municipios de nuestro país”, expresó.

“Que nuestra alegría, que la sonrisa de los niños sean anchas, grandes, grandísimas, como merecen sonreír los niños nicaragüenses”, dijo Rosario.

Comentó que “estamos siguiendo las expresiones de nuestro pueblo que conmemora este día, dándole gracias a Dios porque estamos recuperando la seguridad, la paz, las posibilidades para el trabajo y la vida en nuestra Nicaragua”.

“Han sido días sumamente complejos, sumamente difíciles, hemos estado llenos de desgracia producida por una minoría llena de odio, pero tenemos que ir adelante. Nuestro pueblo, como pueblo de esperanza, de amor, sabe trascender porque sabemos trascender todas las dificultades, todos los tiempos difíciles, todos los retos, y trascenderlos de la mano de Dios, con mucha fe, mucha confianza, con mucha esperanza y sobre todo con mucho amor. Recuperando la seguridad, la paz para poder trabajar, para poder vivir en esta Nicaragua que fortalece su fe cristiana. Cada día tiene que ser para ser mejores cristianos, con amor al prójimo, con generosidad, con solidaridad, con esperanza, con confianza. Volverá la sonrisa a iluminar los rostros de todas las familias nicaragüenses. Tenemos fe en Dios que así será, así sea, Amén, porque todo lo podemos en Cristo que nos fortalece”, aseguró la Vicepresidenta.