Los representantes de las comunidades indígenas del norte, centro y pacífico de Nicaragua sostuvieron un encuentro con los congresistas del Parlamento Indígena de América (PIA), en el cual sostuvieron un intercambio dinámico, dialogando sobre sus experiencias, logros y retos comunes como pueblos indígenas.

Durante el encuentro, la Vicealcaldesa de Vara del Consejo de Ancianos de Monimbó, Sonia Gutiérrez, exhortó a los miembros del PIA a continuar trabajando por la realización de las autonomías de los pueblos indígenas a través de la promoción de las legislaciones que restituyen sus derechos.

Por su parte Juan Vílchez, presidente del pueblo indígena de Matagalpa, valoró que a lo largo del gobierno del Presidente Daniel Ortega, en Nicaragua se ha fortalecido a los pueblos indígenas en su organización y en los procesos de restitución de derechos como la legalización de las propiedades de las comunidades indígenas.

“Las comunidades se están fortaleciendo con leyes y el abordaje de problemas como el de la propiedad que se realiza con el gobierno central. El tema de la propiedad es común, es interés de la junta directiva pero es voluntad política del gobierno también”, afirmó Vilchez.

Entre los retos que las comunidades indígenas identifican en Nicaragua está la creación de oficinas de atención a la mujer y a los jóvenes indígenas, además de la constitución de asambleas indígenas departamentales en las que estén incluidos todos los sectores.

Otro de los avances que señalan los líderes de los pueblos indígenas en Nicaragua es la ratificación del Convenio 169 de la OIT sobre pueblos indígenas, cuya aplicación avanza en Nicaragua.

Otros líderes y lideresas indígenas, como Tomasa Amador, de la Comunidad Indígena de San Juan de Oriente, manifiestan que la unidad de los pueblos indígenas se ha conseguido gracias al apoyo del gobierno.

Amador también destacó que otros temas en los que se han sentido respaldadas las comunidades indígenas son en el reconocimiento de los conocimientos, prácticas ancestrales y la medicina tradicional que desarrollan en las comunidades y que se practican, en algunos casos, en coordinación con las instituciones del gobierno como el Ministerio de Salud.

Con el encuentro concluyó una amplia agenda desarrollada por el Parlamento Indígena de América que se desarrolló en Nicaragua, país que fue constituido como sedé de la secretaria de ese organismo de carácter continental.