En la Parroquia Nuestra Señora de Fátima, el Cardenal Leopoldo Brenes lamentó los actos de violencia que se dieron en Masaya el pasado sábado.

Los obispos de la Conferencia Episcopal han estado constantemente haciendo un llamado a la paz como el mensaje emitido la noche de este sábado, en el cual piden que cada uno pueda aportar lo mejor para crear un ambiente y el diálogo sea una realidad.

“Como sabemos el diálogo no es medición de fuerza, es aportación de ideas y sabemos que unos piensan una y otra cosa, pero exponer ahí sus ideas vamos a tratar de sacar aquella idea común en beneficio del bien de Nicaragua”, expresó Brenes.

Los nicaragüenses junto con su oración por la paz en Nicaragua deben tener un corazón sincero, dispuesto al cambio, abierto, mente abierta y actitudes. “Sin duda alguna la oración es como esa fuerza que nos sostiene para llevar adelante y sabemos que miles y miles de nicaragüenses no solamente católicos, sino de otras iglesias hermanas están orando para que todo esto sea un éxito”, apuntó Su Eminencia.

Hizo referencia a lo que ha expresado el Papa Francisco sobre el diálogo y uno de las expresiones es que “nunca con violencia se logra la paz, solamente con el diálogo”, no obstante, quienes provocan la violencia no han escuchado ese llamado y según el Cardenal es porque a veces se tiene un corazón cerrado a ello, “si tenemos un corazón abierto, todas las cosas saldrían”, finalizó.