Los pequeños comerciantes están llamando a defenderse de los aquellos grupos que intentan seguir los saqueos en toda Managua.

En Pali El Dorado, la Policía Nacional y la unidad de la población logró impedir que grupos delincuenciales saquearan este supermercado.

Los vándalos quisieron entrar al igual que lo han hecho en varios supermercados de la capital, sembrando el caos y llevándose todo de estos establecimientos comerciales.

La población ha expresado que no dejarán entrar al Pali y seguirán defendiendo el lugar para evitar que no los dejen sin alimentos.

En otros sitios, se observa que han dejado limpios los estantes y frigoríficos, pues han arrasado con todo.

En el Mayoreo también se defienden

Los comerciantes el mercado El Mayoreo de Managua se encuentran atrincherados en el centro de compras para evitar la entrada de grupos delincuenciales que se han dedicado a saquear negocios.
Los grupos vandálicos organizados por la derecha criminal son rechazados por los pobladores y han cerrado los portones del mercado y repudian los actos vandálicos.

Los comerciantes que rechazan estas acciones violentas se han armados de machetes y piedras dispuestas a defender sus bienes.

Comerciantes y Policía Nacional no permiten el saqueo en el Oriental

Ante la actitud destructiva de vándalos que en las últimas horas han saqueado muchos establecimientos comerciales, esta mañana los comerciantes del Mercado Oriental junto a la Policía Nacional, salieron en resguardo de lo que con esfuerzo han construido por muchos años y que hoy los motiva a defenderlos de manos de delincuentes.

En el sector del Ministerio de Defensa hacia el norte, vándalos amenazaban a los comerciantes quemando llantas y mostrándoles armas blancas, sin embargo, los comerciantes valientemente con el apoyo policial se opusieron al robo, logrando replegar a los delincuentes hacia las calles de afuera del mercado.

“No queremos más destrucción, no vamos a permitir que estos vándalos vengan a robarnos, están demostrando que no tienen ninguna causa de lucha, únicamente están robando y dañándonos”, dijo Rosa Vázquez.

En el Palí del Barrio El Redentor, también la población salió ante las actitudes de los vándalos quienes en su intento por saquear el establecimiento fueron expulsados y señalados de ser los causantes del daño al país, a las familias, al pueblo en general.

“Ya no podemos seguir permitiendo que nos dañen, esto no es más que un robo y un ataque a la estabilidad del país. No vamos a permitir que sigan robando a los negocios, ya basta de abusos y destrucción”, expresó Lía Bustamante.