Al menos 17 personas han resultado heridos y una niña ha muerto como resultado de la caída de árboles y vallas publicitarias provocadas por una tormenta en la capital rusa, Moscú, informa RIA Novosti. Catorce de los afectados han sido hospitalizados.

Además, un hombre ha muerto como consecuencia de la tormenta en el distrito Mytishchi de la región de Moscú. La víctima fue aplastada por una caseta de obra, según reporta el medio citando a una fuente de los servicios de emergencia de la región.

Anteriormente, los servicios de emergencia de la ciudad difundieron una advertencia urgente sobre el repentino empeoramiento de las condiciones climáticas: una tormenta eléctrica, ráfagas de vientos de hasta 25 metros por segundo y una fuerte caída de la temperatura.

El alcalde de Moscú, Serguéi Sobianin, a través de Twitter, ha instado a los residentes a ser extremadamente cuidadosos ante el clima inminente, señalando que los servicios de rescate de la ciudad están completamente preparados para la tormenta. El Ministerio de Emergencias ha sugerido que los ciudadanos se queden en casa.

El alerta rige para la jornada del 21 de abril y la próxima noche.

Varios parques de Moscú, incluido el Centro Panruso de Exposiciones VDNKh y el Parque Gorky, han cerrado las entradas debido al mal tiempo. El Centro Hidrometeorológico de Rusia ha informado que el ciclón no solo cubrirá Moscú y la región de Moscú, sino que casi toda la parte europea de Rusia.

Los residentes locales ya han empezado a reportar los daños causados por la tormenta publicando fotos y videos en las redes sociales.