La modelo y conductora, Heidi Klum vivió momentos de gran angustia con su familia en Hawai. A esas playas había viajado junto a sus hijos, su novio y las niñeras. Pero la situación se volvió terrible cuando una gran ola arrastró mar adentro a su hijo Henry de apenas 7 años y a las dos niñeras que lo acompañaban.

Klum actuó rápidamente, se adentró al mar embravecido y logró rescatar al pequeño y a las dos niñeras. Su novio, el guardaespaldas Martin Kristen, ayudó en todo el rescate. El primero en ser salvado fue Henry.

Las niñeras estuvieron cerca de ahogarse pero también recibieron el auxilio de la súpermodelo. “Nos atrapó una ola gigante. Por supuesto, como mamá, estaba muy asustada por mi hijo y por las personas en el agua. Pudimos sacar a todos a salvo”, contó Heidi luego del rescate.