Tal y como había sido recomendado por forenses, los cuerpos de Zeyling Zamora y Yamileth Ávila Sánchez, fueron trasladados hasta el Cementerio Municipal de Jalapa donde familiares, habitantes de la comunidad Buena Vista del Peñón y pobladores de la ciudad de Jalapa dieron el último adiós a ambas mujeres.

"Seguimos pidiendo justicia que paguen esos que las mataron", dijo una tía de Zeyling mientras la despedía esta madrugada.

Zeyling cumpliría años un día después de su muerte, su madre y hermanas no salen de la conmoción y también se suman al llamado de justicia.

Familiares, amigos y vecinos de doña Yamileth también la despidieron. Su esposo consternado enterraba a la mujer de su vida y pedía justicia mientras atravesaba el amargo momento.