Muy buenas tardes, Queridas Familias Nicaragüenses, hoy és un Día Especial, un Día His-tórico. Un buen comienzo de semana, pero también el inicio de una Nueva Historia de recuperación de Soberanía de parte de nuestro Pueblo, de nuestro País... Territorios marítimos recuperados para Nicaragua, en un Fallo histórico también de la Corte Internacional de Justicia de La Haya. Un Fallo equitativo. Un Fallo que estábamos esperando. Un Fallo que nos hace decretarnos, con certeza, Bendecidos, Prosperados y en Victorias... en Victorias, en plural.

Agradecidos a Dios Nuestro Señor, a la Virgen María, Reina y Madre en nuestra Nicaragua, por este Nuevo Triunfo del Pueblo nicaragüense. Este Nuevo Triunfo de la Unidad de las Familias nicaragüenses... De la Unidad de todo Nicaragua, que permite decir con seguridad, que avanzamos por estas Sendas de Bien Común, estas Sendas de Prosperidad, y estas Sendas de Triunfos, de Victorias, que van incrementándose, que van creciendo, y que nos hacen decirle gracias, a Dios Nuestro Señor.

Y al mismo tiempo nos animan y nos alientan a continuar fortaleciendo capacidad. A continuar fortaleciendo posibilidades. A continuar trabajando duro, eficientemente, eficazmente, sien- do, como hemos dicho, productivos en todo el sentido de la palabra. Para generar esa riqueza que compartimos, y para estar mejor. Para el Buen Vivir de las Familias y Comunidades, en nuestra Nicaragua... Ese Buen Vivir que és la clave de tantas Victorias. Ese sentimiento positivo que hay en nuestros corazones. Ese Optimismo, esa Seguridad de que el Futuro brilla para [email protected] Tanto Proyecto que está planteado, tanto Programa que está planteado. Tanta Dignidad recuperada, Soberanía recuperada. Tanto Proyecto de Trabajo y Paz, para las Familias nicaragüenses, en esta Nicaragua, Cris- tiana, Socialista y Solidaria.

El Comandante Daniel, nuestro Presidente, se dirigirá a todo el País esta tarde en un Acto de Unidad Nacional. De esa Unidad que nos corresponde fortalecer cada día, anteponiendo el Amor a Nicaragua, anteponiendo el Bien para [email protected], sin excepción. Estamos viviendo, gracias infinitas a Dios, esta Nueva Época, estos Nuevos Tiempos, en esta Nicaragua Libre, Bendita, Luminosa, donde cada vez más se va apartando el pasado y se va instalando una Nueva Sociedad, una Nueva Conciencia.

La Conciencia de que [email protected] somos Fuertes. La Conciencia de que [email protected] podemos. La Conciencia de que este País és para [email protected], [email protected] tenemos cabida. La Conciencia de que este Proyecto Cristiano nos hermana, y por eso construimos Libertad, Dignidad, Fraternidad. La Conciencia de que nos debemos apoyar [email protected] a [email protected], ser Complementarios... Complementarios, Solidarios, Equitativos, reconociendo Derechos... Mujeres, Juventud, Familias, que no se quede nadie en nuestra Nicaragua, sin ver sus Derechos plenamente reconocidos, incorporándonos a una Nueva Cultura, de Armonía, de Encuentro, de Reconciliación, de Unidad, de Tran- quilidad, que és lo que [email protected] queremos, ¡Tranquilidad y Paz...!

Familias nicaragüenses, esta tarde escucharemos por todos los Medios de Comunicación a nuestro Presidente, dirigiéndonos un Mensaje desde la Plaza de la Revolución, donde, como decimos, realizaremos este Acto de Unidad Nacional, de Reconocimiento de que Unida, ¡Nicaragua Triunfa! Y de Convencimiento, de Convicción de que nuestro Camino, iluminado por el Cristianismo, el Socialismo y la Solidaridad, és un Camino de Luz, de Vida, de Verdad... ¡Un Camino de muchísimas Más Victorias!

Vamos a dejar para mañana la presentación de los Programas, de las Actividades, de los Proyectos que tenemos para esta semana... en Viviendas, en Educación, en Techos, Cocinas, Sillas de Ruedas, todos nuestros Programas Sociales; las Reuniones que habrá del Gabinete de Gobierno también esta semana, en distintas Comunidades, Comarcas... mañana vamos a entrar en ese detalle. Por lo pronto, celebremos que estamos en Victorias. Demos gracias a Dios por tanta Bendición, tanto Prodigio, tanto Milagro; y continuemos fortaleciendo la Unidad, la Unidad, la Unidad de Nicaragua, para seguir siempre hacia Adelante, en Rutas de Prosperidad, en Alianzas de Prosperidad.

Muchísimas gracias, Compañ[email protected], y hasta más tarde que estemos acompañando al Presidente, pendientes del Mensaje del Presidente desde la Plaza de la Revolución. Muchísimas gracias. Que Dios nos bendiga a [email protected] Que nos mantenga Bendecidos, Prosperados y en Victorias. Gracias.