Palabras de Félix Trejos

Alcalde de Masaya


Comandante, es un placer tenerlo aquí de nuevo. Y no le podía fallar, porque cuando fui Vicealcalde, y soy Alcalde ahora, ¡jamás en la vida le he fallado!

Buenas noches, Jefa... Aquí está el más humilde de los Militantes Sandinistas. Aquí está el más humilde de los amantes de esta Nación y de este Pueblo de Masaya, que tiene su palabra empeñada ante Cristo. Y para decirle, que yo soy el primer responsable en lavarle los pies; y si Jesús lo hizo con sus Apóstoles, ¿por qué este humilde Militante no lo va a hacer con sus [email protected] [email protected]?

[email protected], en Nicaragua existen dos árboles que han enterrado sus raíces en lo más profundo del Corazón del Pueblo; y tienen un inmenso follaje para pedirle a Dios la Luminosidad, y hacer posible que el Pueblo, junto con la clorofila y la savia que recoge de su corazón, forme una conjunción. Esa conjunción se llama ¡Unidad y Amor! Y aquí están estos árboles in-doblegables, que le sirven al Pueblo de Nicaragua.

Comandante, aprovecho la ocasión para hacerle entrega, y no se asuste, que talvez a finales de año le esté entregando 450 calles adoqui-nadas en Masaya. Entrego también un módulo de construcción que costó a la Alcaldía 23 millo-nes de córdobas. Y como consecuencia del ahorro, hemos logrado comprar en efectivo ca-miones para el servicio municipal, ¡y no le debemos a nadie! Eso se debe a la honradez que hemos aprendido de Cristo Jesús y de la Virgen María, así como del Comandante Ortega y de la Compañera Rosario, Paladines de la Libertad de Nicaragua.

[email protected] sean a Masaya, Caminantes de la Paz, de la Libertad y el Amor. Aquí tienen mi corazón para servirles, y para ser el más fiel de los Soldados de la Patria, del Frente San-dinista, y de ustedes [email protected], que represen-tan al Frente Sandinista de Liberación Nacio-nal. Muchas gracias.

Palabras de Daniel

Gracias, querido Compañero, querido Hermano Félix Trejos. Como él lo ha dicho, en primer lugar un Militante... un Militante del Frente Sandinista, al servicio del Pueblo, al servicio de [email protected] nicaragüenses, al servicio de [email protected] masa-yas; y aquí, como siempre, presentándole cuen-tas al Pueblo. Y hemos comentado con la Compa-ñera Rosario, cada vez que pasamos por esa carretera... es  cierto, están las calles ado-quinadas, pero está San Jerónimo ahí a la en-trada del pueblo, dándole la bienvenida a [email protected] [email protected] nicaragüenses.

Porque Masaya es una ciudad visitada por [email protected] [email protected] nicaragüenses, y visitada también por hermanos de otros países, de otras naciones, que admiran la laboriosidad, la Cultura, las capacidades creativas de las familias del Mu-nicipio de Masaya, y del Departamento de Ma-saya, de todos los Municipios de nuestro País. Porque aquí se sintetiza la Cultura del Ser nicaragüense, la Cultura de este Pueblo gran-de... grande en Sueños, grande en Batallas, grande en Victorias, que es el Pueblo nicara-güense. Que como bien dijo Rubén Darío: “Si es Pequeña la Patria, uno grande la sueña”.

Nuestro cariño, nuestro aprecio, nuestro res-peto, para los Hermanos del Consejo de Ancia-nos de esta Comunidad Indígena de Monimbó. Ellos representan a nuestros ancestros, repre-sentan a nuestros tataratataratatarabuelos, porque en [email protected] [email protected] nicaragüenses, gracias a Dios, corre sangre indígena, ¡y nos sentimos orgullosos de esa sangre indígena!

Venía observando a lo largo del camino, en es-tos 30 kilómetros que hay desde Managua, desde la Plaza Roberto Huembes hasta esta Plaza Pedro Joaquín Chamorro, venía observando desde la misma Plaza allá en Roberto Huembes, que es-taba desbordada de Pueblo. Pero la inmensa mayoría de ese Pueblo en la Plaza, y la in-mensa mayoría de los que hacían Camino al an-dar por esta carretera de Managua a Masaya, ¡eran jóvenes, gracias a Dios! ¡Gracias a Dios! Porque donde está la Juventud, donde está la Juventud está el Futuro de los Pueblos... Un Futuro lleno de Esperanzas; un Futuro lleno de Alegría; un Futuro lleno de energía.

Hay que reconocer, sobre todo a ese Pueblo que nos está recibiendo a lo largo de la carre-tera. Familias que siempre salen a la carre-tera, y cada día más, son familias llenas de Amor por su Pueblo, llenas de Amor por la His-toria de este País, llenas de Amor por una Nicaragua, Cristiana, Socialista y Solidaria. Familias de todos los estratos sociales y eco-nómicos. Familias muy humildes, familias cam-pesinas que están ahí con el niño tierno, niñ@s de meses, niñ@s de un año, que venimos saludando a lo largo de este recorrido. Y fa-milias de estratos económicos sociales me-jores, en mejores condiciones, que estaban ahí también con [email protected] niñ@s, con [email protected] jóvenes, con [email protected] mayores, [email protected] [email protected] celebrando este día que ha coincidido con una fecha histórica de los masayas, 7 de Julio.

7 de Julio es la fecha en que entregó su bendita sangre un masaya, Walter Mendoza... Walter Mendoza entregó su vida. Y así como dijimos en Managua: Comandante Tomás Borge... ¡Presente! ¡Presente! ¡Presente! Aquí hoy le decimos a Walter Mendoza... ¡Presente! ¡Pre-sente! ¡Presente! Un día como hoy, por ese camino que recorremos cuando salimos de Nin-dirí hacia Masaya, que entonces era un camino montañoso... hacia un lado está el cerro de La Barranca, hacia el otro lado está El Coyotepe. Ahí, cerca de ese camino cayó nuestro hermano, un muchacho, un joven, Walter, el nombre que lleva la Policía de Nicaragua. La Policía de Nicaragua lleva el nombre en su Academia... Academia Walter Mendoza. Honor más que mere-cido para un Héroe de la Revolución, un Héroe originario de Masaya, Héroe de la Revolución.

Yo les decía allá en Managua, que hoy estamos conmemorando un montón de Repliegues... claro, el Repliegue más conocido es el Repliegue de Managua a Masaya, pero está el Repliegue del Vapor allá en Managua; están los Repliegues Estratégicos que desde Estelí en tres oca-siones burló el cerco de la genocida Guardia somocista, nuestro querido hermano, Héroe San-dinista, el Comandante Francisco Rivera, “El Zorro”, que liberó finalmente a Estelí. Fueron Repliegues históricos los de El Zorro.

Cuando todavía no se combatía en todas las ciudades, la batalla que libraba El Zorro en Estelí, Francisco Rivera, con la Columna del Frente Sandinista, eran batallas extraordina-riamente heroicas, y de una enorme inteligen-cia estrategia y táctica, para poder burlar el cerco que luego tendía la genocida Guardia so-mocista, impuesta por el Imperio para tratar de acabar con la Guerrilla. No pudieron acabar con El Zorro matándolo físicamente. No pudie-ron acabar con Walter Mendoza matándolo físi-camente, porque aquí está esta Juventud si-guiendo el ejemplo de El Zorro y de Walter Mendoza.

Y estamos en esta Plaza Pedro Joaquín Cha-morro, porque fue precisamente en ese período de la Ofensiva Insurreccional, que la tiranía coludida, puesta de acuerdo, conspirando con un hampón, de esos hampones que habían llegado de Miami, de esos hampones enemigos de la Re-volución Cubana, que habían llegado huyendo de Cuba hacia Miami, y luego se habían venido a Nicaragua a instalar un negocio de venta de sangre... Fue precisamente ese hampón el que de acuerdo con la tiranía somocista asesinaron a Pedro Joaquín Chamorro, y entonces se esta-ban librando las batallas en toda Nicaragua, con las Columnas del Frente Sandinista de Li-beración Nacional.

Hoy, en este recorrido, en este caminar, de Managua a Masaya, que realizamos todos los años, en esta marcha... marcha a pie, marcha en motos, marcha en bicicletas, marcha en sillas de ruedas, porque hay Compañeros que marchan en sillas de ruedas; marchan en buses, marchan en todo tipo de vehículos, lo que es-tamos haciendo es rindiéndole Homenaje a nues-tros Héroes. Recorriendo ese camino hoy, le rendíamos Homenaje, decía, al Pueblo para-guayo, al Presidente Lugo. Y claro que en esta marcha nos ha acompañado nuestro hermano To-más, como nos acompañaba todos los años en estos Repliegues históricos, nuestro hermano Tomás Borge Martínez.

Esta marcha se realizó cuando en Tierras La-tinoamericanas y Caribeñas, brillaba la Revo-lución Cubana, y luchaba el Pueblo nicara-güense contra la tiranía impuesta por el Impe-rio yanqui, ¡una batalla heroica! América La-tina estaba cubierta en su gran mayoría, es-taba tomada por las tiranías, por las dicta-duras impuestas por el Imperio. Hoy, en esta marcha nos acompañan otros Pueblos hermanos, que están librando Nuevas Batallas, y están alcanzando Nuevas Victorias. Lo decíamos allá en Managua... la Revolución Bolivariana, con el Hermano Presidente, el Comandante Hugo Chá-vez, librando Nuevas Victorias, librando Nue-vas Batallas; el Hermano Evo Morales, en Boli-via, alcanzando Nuevas Victorias, librando Nuevas Batallas; el Hermano en Ecuador, el Presidente de Ecuador, librando también Nuevas Batallas, y alcanzando Nuevas Victorias.

Tanto al Presidente de Bolivia, a Evo, como al Presidente de Ecuador, al Presidente Correa; igual que al Presidente Chávez, quisieron bo-tarlos. Después de grandes campañas para des-prestigiarlos quisieron botarlos, a Chávez, a Evo y a Correa, ¡y no pudieron los agentes del Imperio! ¿Por qué...? Por ahí estaba en la Re-pública Bolivariana, el Pueblo venezolano li-brando la batalla; y en Bolivia el Pueblo boliviano; y en Ecuador el Pueblo Ecuato-riano.

Lo lograron en Paraguay, a pesar de que el Pueblo está en contra de ese golpe. ¿Y qué nos enseña eso? Nos enseña la necesidad vital de que el Pueblo, y sobre todo la Juventud cada día tenga una fortaleza mayor en la Concien-cia. Lo que le da una fortaleza en el Alma, en el Corazón, en el Espíritu, para librar Nuevas Batallas y alcanzar Nuevas Victorias, ¡y nunca ser derrotados!

Estamos seguros que el Pueblo paraguayo, más temprano que tarde, como se dice, alcanzará la Victoria. Otros Pueblos han abierto Nuevos Ca-minos en América Latina; Pueblos hermanos, con dirigentes hermanos del Pueblo nicaragüense. El Pueblo brasileño, con nuestro Hermano Luis Ignacio Lula da Silva, y ahora con la Presi-denta Dilma Rousseff. El Pueblo argentino, con Néstor Kirchner, que en Paz descanse, y ahora con Cristina Fernández de Kirchner.

El Pueblo de Uruguay, con el Frente Amplio, librando también estas batallas. Y así se van multiplicando las luchas en América Latina, y se van alcanzando Nuevas Victorias. Por eso podemos asegurar, que cada año que realizamos este Repliegue, cada día somos más fuertes, porque más fuertes y potentes son los Pueblos en América Latina y El Caribe.

¡Que Viva el 33 Aniversario del Repliegue!

¡Que Viva la Juventud nicaragüense!

¡Que Viva el Pueblo de Nicaragua!

¡Sandino Vive, la lucha sigue!

¡Patria Libre o Morir!