El operativo tuvo como objetivo dar un duro golpe a los expendios que se encuentran ubicados en los diferentes barrios de la capital.

Autoridades de la Policía Nacional dijeron que este ha sido un trabajo orientado por el Gobierno Sandinista buscando cómo llevar a efectos este tipo de operativos para la recuperación de los espacios públicos, y ejecutar este plan preventivo para que no siga afectando a la niñez y a la juventud nicaragüense.

En declaraciones a los medios de comunicación del Poder Ciudadano, la Comisionada Mayor Vilma Rocha González, Segunda Jefa de Relaciones Públicas de la Policía Nacional, aseguró que se pretende hostigar de manera sistemática a los expendedores de drogas, desestabilizando y neutralizando las células y las agrupaciones que se dedican al abastecimiento nacional.

“Lo más importante de Coraza Popular es la parte complementaria que está vinculada a un trabajo psicosocial que se está realizando en la comunidad. Hoy nos encontramos en un conglomerado que se le conoce como Los Monjes, estamos en el Callejón de los Monjes en el Barrio Julio Buitrago”, aseguró.