Rivas participó de los actos de juramentación de las nuevas autoridades edilicias de los departamentos de Rivas, Masaya, Granada y Carazo y al ser consultado sobre el tema de los concejales del PLI de Ciudad Darío, ratificó que no tienen problema en hacerles la juramentación, siempre que lleguen a las oficinas del Poder Electoral en Metrocentro.

Indicó que si no quieren asumir sus funciones “es problema de ellos” y el alcalde del municipio podrá trabajar con aquellos concejales que deseen hacerlo, porque “nadie puede forzar a un ciudadano a hacer algo que no quiere hacer”.

Hasta el momento Ciudad Darío en Matagalpa, es el único municipio en donde los concejales del PLI han rehusado a tomar sus funciones alegando fraude en el proceso electoral, a lo que Rivas señaló estar cansado que aseguren tal situación, sin presentar ni una sola prueba que respalde sus palabras.

“Yo he visto a todos los del PLI tomando sus cargos, a excepción de los de Ciudad Darío tomar posesión de sus cargos, inclusive aquí hay gente del PLI  tomando posesión de sus cargos. En todos los países de América Latina los perdedores siempre dicen que hay fraudes, estamos ya cansados de esta escuchando la palabra fraude. Nadie tiene en sus manos una sola prueba de que haya habido fraude en alguna elección”, valoró el magistrado.

Rechazó que se muestre como prueba una hoja escaneada y no una copia original de las actas del Consejo Supremo Electoral.

“Nosotros tenemos las originales. Yo no acepto actas escaneadas y mucho menos escaneadas en cuarto de un hotel”, concluyó Rivas.
En Ciudad Darío ganó la elección municipal la alianza Unidad, Nicaragua Triunfa representada por el compañero Ángel Rafael Cordoza Orozco y otros compañeros que fueron electos como concejales por el pueblo.