En el esfuerzo se involucraron tanto los dirigentes del Frente Sandinista en el Distrito Seis y además los de la Federación de Estudiantes de Secundaria, el Movimiento de Maestros Sandinistas, padres y madres de familia, entre otros.

Al respecto Alfonso Ibarra, dirigente educador del señalado distrito, explicó que el impacto que tiene esta entrega es de gran importancia debido a que facilita que los estudiantes del ciclo de primaria puedan asistir a clases sin interrupción, dado que les están llegando zapatos y mochilas.

En ese sentido manifestó que este programa que se está realizando por orientaciones del Comandante Daniel Ortega y de la compañera Rosario Murillo beneficia a miles de estudiantes y por medio de ellos a sus familias, dado que les evita el tener que gastar en adquirir zapatos y mochilas para llegar a las escuelas y llevar sus libros.

Esfuerzo beneficia a miles de niños del distrito seis

El esfuerzo está llegando a escolares de los barrios del distrito seis, entre ellos Santa Elena, Hugo Chávez, José Benito Escobar, Niño Jesús, Reina Sofía y Antonio Teffel, a los cuales llegaron las mochilas y zapatos este lunes.

El martes llegarán las mochilas y zapatos a barrios como José Dolores Estrada, Camilo Zapata, Naciones Unidas, entre otros, en tanto que el miércoles llegarán a comunidades como Benito Pitito, Waspán Sur y Gabriela Mistral, lo que se hace a través de los Consejos Locales de Educación.

Al respecto, una madre de familia, Irene Icabalceta, dio gracias a Dios y al gobierno del Presidente Ortega por el apoyo otorgado a través de las mochilas y zapatos para los niños en edad escolar, dado que segura eso les está ayudando con sus presupuestos familiares y dedicar parte de eso a la alimentación de los menores.

Por otro lado Yamileth Flores, también se mostró sumamente agradecida con Dios, con el Comandante Daniel Ortega y con la compañera Rosario Murillo, porque dijo que les está  ayudando a las familias pobres del país y con ello se está logrando que se mantenga la matrícula escolar dado que los niños no tienen que dejar de ir a clases por falta de zapatos o mochila.