El Comité Interestatal de Aviación (CIEA) informó que creen que el accidente del avión ruso An-148, que dejó 71 muertos el pasado domingo, se debe a una falla provocada por el hielo.

El CIEA realizó un "análisis preliminar de la información registrada y de casos similares del pasado e indican que el desarrollo de esta situación durante el vuelo puede ser provocada por datos incorrectos en la velocidad de vuelo en los indicadores de los pilotos, lo que a su vez al parecer estuvo asociado con el hielo".

Asimismo, explicaron que la grabadora de la caja negra del avión reveló que los sistemas de calefacción de los tres medidores de presión se encontraban desconectados. Estos medidores se encargan de avisarle a los pilotos a qué velocidad se encuentra el avión.