El pueblo nicaragüense junto con el Gobierno Sandinista y sector privado están muy comprometidos con el desarrollo de la nación, y esto se demuestra con los altos niveles de ejecución de diferentes programas, como los que se desarrollan con fondos del Banco Mundial.

Lo anterior son parte de las apreciaciones que hizo el Vicepresidente del organismo, Jorge Familiar, al hacer un balance general de Nicaragua.

Hay algo que siempre digo cuando vengo a Nicaragua, además es verdad absoluta: De toda Latinoamérica, el país donde mejor se ejecuta la cartera, esto es donde los proyectos se implementan de la forma más oportuna y constante, es en Nicaragua. La agenda con el Banco Mundial se implementa muy bien, nuestra apreciación general de Nicaragua es positiva”, señaló Familiar, al concluir un encuentro con representantes del sector privado y los ministerios de educación de Centroamérica.

El Banco Mundial por medio de sus diversos representantes ha reconocido en diferentes foros internacionales que Nicaragua es un ejemplo de manejo macroeconómico y en la ejecución de los fondos que el organismo otorga.

“Es uno de los países que está creciendo en la región, es un país (que) como todos en la región tienen retos, pero está muy comprometido con esa agenda de desarrollo, que empieza con una estabilidad macroeconómica que a veces implica tomar decisiones y medidas complejas, pero pasa a tener una agenda de apoyo social y de transformación social muy ambiciosa”, añadió Familiar.

Actualmente el país ejecuta alrededor de 400 millones de dólares en diversos proyectos, incluyendo un incremento de los recursos de la Asociación Internacional de Fomentos del Banco Mundial.

“La cosa que ha sucedido históricamente es que conforme los proyectos se implementan y se implementan bien, cuando hay más recursos disponibles, Nicaragua es un buen lugar para ejecutarlos”, afirmó.

De acuerdo al Ministro de Hacienda y Crédito Público, Iván Acosta, el Banco Mundial antes del 2007 colocaba en Nicaragua un promedio de 120 millones de dólares cada tres años, sin embargo, ahora con el Gobierno Sandinista las cifras se han triplicado, hasta alcanzar un promedio anual arriba de los 160 millones de dólares.

“Esto demuestra el buen desempeño del país, el esfuerzo del sector gobierno y privado que ejecutan los proyectos, y sobre todo la rendición de cuentas, porque esto es muy importante. Para movilizar más recursos tienes que tener una excelente rendición de cuentas, un buen récord, un registro que tenga reconocimientos por las autoridades del Banco Mundial”, afirmó.

Este reconocimiento del buen manejo de las cuentas, es avalado no solo por el Banco Mundial, también lo han hecho otras entidades financieras, así como organizaciones comerciales, viales y productivas, que reconocen los avances del país en tema de infraestructura, respeto a la propiedad , transformación eléctrica, acceso a la energía, a la educación, salud y equidad de género.