El cruce fronterizo de Peñas Blancas, entre Nicaragua y Costa Rica, se encuentra concurrido en los últimos días debido al ingreso masivo de nicaragüenses que viven y trabajan en el país vecino del sur, y que desean pasar las fiestas de fin de año junto a sus seres queridos.

"En esta temporada utilizamos a todo el personal disponible de Migración y Extranjería para atender con eficacia y agilidad las solicitudes de los visitantes", explicó el Comandante Luis Rueda, de Migración y Extranjería, en Peñas Blancas.

Por su parte el Viceministro de Gobernación, Luis Cañas, informó que en el lado costarricense del puesto fronterizo de Peñas Blancas, la mañana de este sábado la atención "se ha visto afectada con el ingreso y egreso de ciudadanos nacionales y de otras nacionalidades, debido a que se conoció que las autoridades migratorias costarricenses estuvieron realizando el despacho migratorio únicamente con 3 funcionarios y en algún momento se rebasó la capacidad y suspendieron la atención, provocando retraso en la atención de líneas internacionales, transporte pesado y peatones".

FOTOGRAFÍAS DE LA ADUANA COSTARRICENSE:

peñas-blancas

peñas-blancas

peñas-blancas