Con la presencia de prestadores de servicios, el Instituto Nicaragüense de Turismo (INTUR) realizó el Taller Nacional de Calidad y Seguridad Turística, que persigue fortalecer y mejorar los servicios que brindan hoteles, restaurantes, bares, cafeterías y todos aquellos negocios vinculados a esta industria de gran importancia para el desarrollo económico del país.

En el taller se abordan diversas temáticas como las herramientas básicas de los programas de gestión de calidad, formación en gestión de calidad, los beneficios de implementar programas de gestión de calidad en establecimientos turísticos, la importancia de la seguridad alimentaria en los servicios turísticos; y la Policía Nacional expondrá su estrategia de seguridad pública en zonas turísticas.

Igualmente funcionarios del Sistema Nacional de Prevención y Atención a Desastres (SINAPRED), disertaron sobre las medidas de seguridad ante los desastres en sitios turísticos.

María Auxiliadora Umaña, Responsable del Departamento de Registro del INTUR, manifestó que el gobierno está muy interesado en mejorar la calidad en uno de los servicios que dan las micro, pequeña, mediana y grandes empresas turísticas.

"La idea es que los empresarios puedan fortalecer sus capacidades, tanto de su personal como de ellos mismos como empresarios, lo que redundará en la calidad del servicio que ofrecen y esto ayudará a que su clientela crezca", dijo Umaña.

Añadió que mejorar la calidad de los servicios, posibilita atraer más visitantes al país, lo que permite mayor captación de ingresos, más empleo y mayor desarrollo.

"Si hablamos de calidad, todos los negocios turísticos debemos tener ese proceso de calidad para poder dar una mejor atención y mayor satisfacción al turista nacional y extranjero", dijo María José Marenco, Gerente General del restaurante El Zaguán, de Granada.

Agregó que en su caso, le preocupa mucho la inocuidad e higiene de los alimentos, porque va de la mano con la salud de sus clientes.

"Las enfermedades trasmitidas por los alimentos no discriminan a ningún consumidor y la experiencia del turista termina una vez que se enferma, entonces es muy importante ver ese tema de la manipulación de alimentos que es un tema de salud pública", valoró Marenco.

En cambio Leslie Montenegro, propietaria del Hotel-Restaurante Leslie Creek en Waslala, aseguró que a partir de las capacitaciones brindadas por el INTUR, ha mejorado la calidad de sus servicios, lo que se ha traducido en una mayor clientela cautiva.