La Brigada Cubana arriba a las 58 millones de atenciones médicas en los primeros días del 2013. Según declaraciones de la Coordinadora Nacional, Midalis Castilla Martínez, a más de 6 años de la presencia de nuestros galenos en el país, se han practicado unos 33 mil partos, 134 mil cirugías y la Operación Milagro benefició a cerca de 650 mil bolivianos.

En los Centros Oftalmológicos, fueron atendidos más de 2 millones de pacientes, los cuales en su mayoría, resolvieron los padecimientos de la vista. La misión del Alba Moto Méndez, por su parte, en esta segunda etapa que inició durante el 2010, se dirigió al asesoramiento de proyectos sociales en correspondencia con el estudio biosicosoial y clínico genético realizado con anterioridad.

Cerca de 3 mil casos fueron valorados por nuestros especialistas. En la actualidad se fortalece el Programa de Genética y un ejemplo de ello es el segundo diplomado de Medicina Física y Rehabilitación que imparten profesionales de la isla. De igual forma nueve médicos bolivianos recibirán en los próximos días sus títulos de máster en asesoramiento genético.

El gobierno de Evo Morales hace de la salud en su país un derecho de todo ciudadano. Para ello unos 3765 jóvenes, graduados por Cuba, se incorporan a prestar servicios de salud a los más humildes. Esto es el ALBA, asegura el mandatario. Un proyecto político latinoamericano, programático con definiciones ideológicas, anticapitalistas.

El vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Álvaro García Linera, confiesa que “los agradecidos somos nosotros, pues tenemos un médico cubano que está atendiendo a un paciente que no encuentra una posta sanitaria en decenas de kilómetros, pues no existe. Tenemos un hermano, que lo cuida, lo protege, lo sana; eso es solidaridad. Nosotros somos los agradecidos con el pueblo de Fidel, de Raúl, que como dice nuestro presidente, nos da no lo que les sobra, sino lo que tiene. Un hermano que comparte su capacidad científica y humanitaria. Aquí la presencia de la Brigada Médica es para ayudar a los más humildes, a los pobres en la salud, en la educación con la post alfabetización. Llegue a Fidel, nuestro profundo agradecimiento por todo lo que hace, no solo por Bolivia, sino por los pueblos del mundo”.