Como ya viene siendo una tradición, el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional a través de su embajada en la Federación de Rusia, celebró este 7 de diciembre la Gritería a la Virgen María.

El Padre Danielle, de la Iglesia Católica en Moscú, elevó las oraciones a la Madre de Dios y en su mensaje de paz entre los presentes, resaltó la Unidad que promueve el buen Gobierno Nicaragüense entre los pueblos creyentes en el amor y la fe cristiana.

Este año el altar de la Virgen fue decorado con las emblemáticas Matrioshkas rusas que significan la abundancia, el legado y el amor de generación en generación de la cultura de los padres a los hijos, del amor y la creación.

Con ello tratamos de rendir homenaje a este gran pueblo hermano con una de la más bellas tradiciones del pueblo nicaragüense, la celebración de la Purísima Concepción de María.

En la celebración tuvimos como invitados a los hermanos embajadores centroamericanos, a los compañeros oficiales, estudiantes del Ejército de Nicaragua y de la Policía Nacional, a estudiantes y miembros de la comunidad nicaragüense.

También se degustó el tradicional ayote con miel, arroz a la valenciana, canelones y entre cantos a la virgen y ¡QUIÉN CAUSA TANTA ALEGRIA! se repartieron los dulces en un ambiente de paz, alegría y fraternidad.

rusia

rusia

rusia

rusia