La Embajada de Nicaragua en Austria invitó el 7 de diciembre a la comunidad nicaragüense a la celebración de la Purísima. Un año más se juntaron los nicaragüenses residentes en Viena y en otras ciudades de Austria en la embajada nicaragüense en la capital austriaca para conmemorar a la Concepción de María.

S.E. señor Álvaro José Robelo González, Embajador de Nicaragua en Austria, junto a su personal, dio la bienvenida a los connacionales y puso de relieve en sus palabras introductorias la importancia de mantener en alto las costumbres y fiestas populares que caracterizan a muestra nación.

En un ambiente de confraternidad y amistad se rezó la novena y se cantaron las canciones típicas y villancicos.

A continuación se invitó a los asistentes a un brindis con cava austriaco y a comida tradicional.

Con esta festividad se dio oportunidad a los nicaragüenses procedentes de diferentes lugares en este país alpino de disfrutar de las navidades, charlar e intercambiarse.

Para los niños se habían preparado gorra con dulces que les fue entregada.

Los nicaragüenses se mostraron muy felices de poder compartir con sus compatriotas de este momento clásico que para cada una y uno de nosotros y nuestro país tiene mucho importancia y es parte integral de nuestro acervo cultural.

purisima

purisima

purisima

purisima