Como es de costumbre los días 2 de noviembre desde tempranas horas familias enteras del departamento de Rivas se dieron cita en el Cementerio San Pedro, para conmemorar a familiares y amigos en el día nacional de los difuntos.

Doña Martha Membreño visitó el camposanto desde muy temprano y comentó las impresiones que le causó el lugar: "Desde las siete de la mañana vine a visitar a un familiar que ya pasó a otra vida, es primer año que visito este cementerio y me ha parecido bastante tranquilo y sano, la seguridad de la Policía Nacional ha sido muy buena".

Los comerciantes son los más beneficiados de esta fecha, ya que aprovechan la afluencia de personas para comercializar sus productos como arreglos florales y comidas.

Maybeling Estrada López llegó muy temprano al Cementerio Municipal para ofrecer comida a los visitantes: "Todo ha estado calmo, hemos podido vender nuestros productos a la gente que año con año visitan este camposanto a visitar a sus familiares, gracias a Dios nos ha ido muy bien".

Además de visitantes y vendedores en el cementerio también se contó con la presencia de la policía y la cruz roja, quienes brindaban seguridad y atención médica a todas las personas que llegaban a lo largo del día.