El Cardenal de Nicaragua, Monseñor Leopoldo Brenes Solórzano, celebró junto a las familias católicas de El Crucero, las festividades en honor a Nuestra Señora de las Victorias durante una eucaristía en la que confirmó a más 40 jóvenes.

Previo a la ceremonia religiosa, la comunidad católica participó en una pequeña procesión con la cual representaron el sentido peregrino y en movimiento de la Iglesia Católica.

Brenes explicó que a pesar de que la fecha de esta advocación de la Virgen María corresponde al día 7, se trasladó al 8 por celebrarse el mismo día a Nuestra Señora del Rosario en varias comunidades.

“El padre Eduardo, párroco de esta amada parroquia de Nuestra Señora de las Victorias, quiso trasladarla para el día siguiente y me invitó para que viniera a acompañarle a él y acompañar a más de 40 jóvenes que durante estos ocho meses se han venido preparando para el sacramento de la confirmación”, explicó.

Brenes señaló que la ceremonia tuvo una característica especial, pues vistió a petición de sus jóvenes el atuendo cardenalicio.

“Uno como papá está para complacerlos, entonces quise hoy también para que no se mohosee de estar ahí guardado y creo que ha sido una experiencia bonita, porque la lectura de hoy era hermosa también, decía también: la casa de Israel es la casa del Señor y es nuestra casa así como cada uno tenemos que aportar nuestro granito de trigo para cuidar esta casa que es la Iglesia, amarla intensamente y que cada uno de de nosotros podamos aportar lo mejor”, señaló.