La jornada nacional de colecta de sangre impulsada por el Banco Nacional de Sangre y la Iglesia Adventista de Nicaragua, inició este sábado con el objetivo de duplicar la reserva nacional de cara a la emergencia producida por las fuertes lluvias de los últimos días.

La reserva actual del Banco Nacional de Sangre es de 1500 paquetes y gracias a la participación de la Iglesia Adventista, que ha dispuesto sus templos para llegar a la meta de 1000 donaciones el fin de semana, se pretende duplicar la cantidad.

El Doctor René Berríos, director general del Banco de Sangre, explicó que son más de 70 unidades hospitalarias a nivel nacional que atienden pacientes y recordó que la única forma de obtener la sangre es a través del ser humano.

“La sangre solamente se consigue donándola. Entonces tenemos una serie de actividades en relación a la promoción de la donación voluntaria y en esta oportunidad tenemos una colecta masiva especial con la Iglesia Adventista de Nicaragua”, precisó.

Los centros de recolección se han ubicado en diferentes departamentos del país y en Managua iniciaron a partir de la mañana, tomando en cuenta los horarios de los cultos, mismos que finalizan a eso de las 12:00 mediodía.

Berríos reiteró que por orientaciones del Comandante Daniel y la Compañera Rosario, los trabajadores de la salud están avocados a dar atención a las situaciones provocadas por las lluvias de los últimos días.

Al mediodía de este sábado se habían alcanzado más de 250 donaciones en los 10 puntos de colecta, de acuerdo a datos del Banco Nacional de Sangre

Para este año la meta es de 76 mil donaciones y se espera sobrepasar las 80 mil, debido a que ya se contabilizan las 64 mil donaciones hasta esta fecha.

banco-sangre

banco-sangre

banco-sangre

banco-sangre

banco-sangre