Hasta el jueves 5 de octubre se desarrolla en Cuba la cuarta edición del Festival Patria Grande, el encuentro de rock latinoamericano en el que bandas nuevas y conocidas se dan cita abrazando el intercambio cultural y artístico.

En esta oportunidad, el evento -que arrancó el pasado viernes 22 de septiembre- contará con representantes mexicanos, colombianos, argentinos y salvadoreños, además de los músicos anfitriones, quienes se presentarán en las ciudades de La Habana, Sancti Spíritus, Villa Clara y Pinar del Río.

Organizado por la Asociación Hermanos Saíz, el Instituto Cubano de la Música y Tertius Orbis, con el apoyo del Ministerio de Cultura de Cuba, en el evento se plantea como meta la defensa de la identidad, cultura y luchas latinoamericanas a través de la difusión de uno de los géneros musicales más populares: el rock.

Para Miguel Hernández, vocalista de la banda mexicana "Los Revueltas", el certamen "es una oportunidad para poder llevar el estandarte de mi país, de representar de alguna manera los aportes culturales de la música mexicana que tengo dentro y a la vez forman un espacio para generar lazos con Cuba cuya cultura nos resulta fascinante".

"La isla para nosotros es una incitación cultural que nos parece extremadamente atractiva. Nos da fuerza ver cómo los cubanos, incluyendo quienes hacen música rock, son creadores de oportunidades", dijo por su parte Lucho Guardado, guitarrista del conjunto salvadoreño "Pashpak".

La emisión de 2017, está dedicada a los diez años de la Agencia Cubana del Rock y conmemorará el aniversario número 50 de la partida física del comandante Ernesto "Che" Guevara, ocurrida en Bolivia, el 9 de octubre de 1967.