Un fuerte terremoto de magnitud 5,3 se ha producido en el estado de Idaho, al noroeste de EE.UU., según informa el Servicio Geológico del país (USGS, por las siglas en inglés).

El epicentro del sismo se situó a 28 kilómetros al este de la ciudad de Soda Springs, a una profundidad de 10 kilómetros.

Unos momentos antes del terremoto de magnitud 5,3, se produjo un sismo de magnitud 4,3, con el epicentro a 15 kilómetros al este de dicha ciudad.

Además, tras el terremoto se han producido dos réplicas de magnitud 3,1 y 3,2. La segunda se ha registrado a una profundidad de 4,3 kilómetros.