En alerta se mantienen todos los días las familias del barrio Villa Bulgaria, que han declarado la guerra a los mosquitos que transmiten el dengue, chikungunya y zika.

Desde las 7 de la mañana, los pobladores abrieron las puertas de sus viviendas para permitir el ingreso de los brigadistas del Ministerio de Salud, que en este inicio de semana, tienen la meta de fumigar 4 mil viviendas de Villa Bulgaria y de otros barrios del Distrito VI.

"Seguimos siempre con la fumigación y pidiéndole a las familias que nos dejen entrar, porque estos es fundamental para detener las enfermedades", comentó Pedro Barcera, coordinador de las brigadas del MINSA.

Los ciudadanos de este barrio agradecen los esfuerzos del gobierno por llevar salud, pero están claros que el éxito depende de la unidad de todos para combatir los zancudos.

"No hacemos nada si no estamos unidos, aquí todos debemos abrir nuestras casas para que las fumiguen. Y tenemos que limpiar todos los días, con eso no nos enfermamos", dijo la señora Leslia López.

En esta jornada participaron 5 brigadas compuesta por 8 fumigadores cada una.

L