El diputado Walmaro Gutiérrez explicó que para evitar que las labores de modernización de los  registros públicos,  la emisión de nuevos títulos  agrarios, rurales y el  proceso catastral que se desarrolla en las alcaldías y territorios del país se detengan cuando finalice el actual Proyecto de Ordenamiento de la Propiedad (PRODEP), se consiguió un adelanto de préstamo para garantizar la continuidad de todas las acciones, hasta que se apruebe una segunda fase del PRODEP.

“Creemos muy importante y agradecemos al Banco Mundial la confianza y el  reconocimiento que le da al Gobierno del Presidente Daniel Ortega, de estar seriamente enfocado en resolver definitivamente el tema de la propiedad en Nicaragua”, expresó Walmaro agregando que con esos fondos se garantizará  un traspaso sin interrupción entre el PRODEP 1 y el PRODEP 2.

El diputado detalló que en el  PRODEP 1 se  ejecutaron más de 35  millones de dólares y para el PRODEP 2 se espera ejecutar una cifra similar o mayor, para garantizar el proceso de titulación en el país.

El nuevo PRODEP será ser ejecutado  por la Procuraduría General de la República y el Ministerio de Hacienda. El objetivo principal del  Proyecto de Ordenamiento de la Propiedad es darle solución al tema de la propiedad en Nicaragua, en el cual este Gobierno ha actuado con responsabilidad y le está dando solución.