El Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) condenó este jueves el "bárbaro y cobarde ataque terrorista" ocurrido en Barcelona, España, que dejó al menos 13 personas fallecidas y más de 100 heridas.

A través de un comunicado pactado por los 15 países miembros, el Consejo expresó sus condolencias a los familiares de las víctimas y al Gobierno de España, a la vez que deseó una rápida recuperación de los heridos.

"Los miembros del Consejo de Seguridad reiteraron que cualquier acto de terrorismo es criminal e injustificable, sin importar su motivación, dónde, cuándo o por quién sea cometido", indica el comunicado.

El órgano reafirmó la necesidad de que todos los países combatan "por todos los medios" el terrorismo, de acuerdo a los principios de la Carta de la ONU y otras obligaciones internacionales.

Por su parte, el secretario general de la organización, António Guterres, expresó previamente su condena al ataque y transmitió su solidaridad con España.

El autodenominado Estado Islámico (Daesh en árabe), por medio de su agencia afín, Amaq, asumió la autoría del atentado en Barcelona, y hasta los momentos, el conductor de la furgoneta que embistió a un centenar de personas no se encuentra entre los detenidos, según informó el mayor de los Mossos d' Esquadra, Josep Lluís Trapero.