Los incendios que afectaron en las últimas semanas a la provincia canadiense de Columbia Británica (CB) son los de mayores proporciones desde 1961, señala hoy la cadena CBC News.

Según un artículo publicado en la página digital de la cadena CBC News, escrito por la especialista Tara Carman, los siniestros quemaron en esta ocasión más terreno que nunca antes desde esa fecha, con un área total equivalente a las dimensiones de la ciudad de Vancouver.


Desde marzo pasado las llamas devastaron unos tres mil 800 kilómetros cuadrados lo que además significa el tercero en dimensiones desde 1950 y según Carman todavía puede haber mayores daños debido a que el verano apenas comenzó.

La actual temporada se perfila como la más severa en años recientes en términos de impacto humano, debido a que muchos de los fuegos alcanzaron los suburbios de varias ciudades y poblados, debido a lo cual fueron evacuadas alrededor de 50 mil personas, aunque una parte de ellas ya regresó a sus hogares.

De acuerdo con la pesquisa de CBC News, este año 51 por ciento de los incendios fueron ocasionados por negligencias de las personas, mientras 39 por ciento comenzaron a causa de la caída de rayos.

El primer ministro Justin Trudeau visitó ayer la ciudad de Revelstoke, a unos 560 kilómetros al noreste de Vancouber, CB, y desde allí pidió a sus compatriotas que donaran dinero para ayudar a los damnificados.

Los evacuados que cumplan los requisitos establecidos recibirán unos 600 dólares de la Cruz Roja por cada período de dos semanas que estuvieron fuera de sus hogares, hasta completar un total de seis pagos, además se les otorgará un cheque por 300 dólares cuando regresen a sus casas.

De acuerdo con reportes oficiales, en lo que va de 2017 ha habido 552 incendios forestales en Canadá, la mitad de los cuales comenzaron en julio y en total la Administración provincial gastó en toda la actual temporada más de 46 millones de dólares.

Foto Archivo Referencial.