Acto en Masaya en Conmemoración al 38 Aniversario del Histórico Repliegue Táctico a Masaya. 7 de Julio del 2016:


Palabras de Orlando Noguera

Muy buenas noches, Compañero Presidente, Comandante Daniel; Compañera Rosario, Vicepresidenta; Autoridades Indígenas de Monimbó; Hermana Clarisa, Alcaldesa de Nindirí; Compañero Bosco; Compañera Justa; bienvenid@s Herman@s a esta Comunidad mil veces heroica de Monimbó, a esta Masaya, Cuna de la Insurrección Popular.

¡A 38 Años de ese Histórico Repliegue Táctico de Managua a Masaya, Masaya recibiendo con los brazos abiertos, con ese calor humano, a tod@s l@s Combatientes y a tod@s l@s de los Barrios Orientales de Managua!

Siempre al Frente, Siempre Más Allá, 38/19, en Victoria y Paz, con Fuerzas de Victorias, seguimos caminando, garantizando Victorias, gracias a Dios.

¡Que Viva el Comandante Daniel!
¡Que Viva la Compañera Rosario!
¡Que Viva el Frente Sandinista!
¡Que Viva Monimbó! Gracias.

Palabras de Daniel

Estos son los tambores de los Guerreros de Monimbó, y aquí está el Alcalde de Vara, está la Directiva del Consejo, de las Autoridades de este Barrio Heroico de Monimbó.
No nos olvidamos de aquel grito que recorrió Nicaragua y que recorrió el Mundo. Era el mes de Febrero del año 1978... ¡la Insurrección de Monimbó! Se insurreccionó este Pueblo, y con este Pueblo se insurreccionó el Frente Sandinista de Liberación Nacional.

¡Sí, allí tronaron estos tambores, tronaron estos tambores, con las bombas de mecate! Y aquí entonces se dijo: “Monimbó es Nicaragua”; pero luego también en el Mundo se dijo: Monimbó es Nicaragua”. Se convirtió Monimbó en un Símbolo mundial, de Rebeldía, de Dignidad, de Patriotismo. Y corrió la Sangre Indígena, defendiendo a Nicaragua, defendiendo a la Patria, defendiendo la Dignidad, defendiendo la Soberanía, defendiendo nuestras Raíces Indígenas.

Hoy estos tambores llaman a la Lucha, llaman a la Guerra, pero contra la Pobreza, contra la Extrema Pobreza, contra el Hambre, contra el Desempleo, en la Defensa de la Dignidad y la Soberanía, de las Familias nicaragüenses. Estos tambores ahora llaman a la Paz, ya no llaman a la Guerra... ¡Llaman a la Paz!

¡Qué Bendición en este recorrido, qué Bendición la cantidad de agua que nos mandó el Señor! Porque la verdad es que hemos pasado ya 3 años de sequía, aquí en Nicaragua y en Centroamérica. La sequía que tanto daño provoca a la Humanidad, a los Pueblos.

Es cierto, las lluvias traen inundaciones. El mal menor de las lluvias son las goteras en la casa, que hay que correr ahí a poner una pana para que caiga la gotera; el mal menor es que de repente se metió el agua a la casa, y hay que encaramarse en la tijera, en el catre, a esperar que luego baje el agua.

A veces las lluvias provocan grandes daños, mayores daños, es cierto, incluso pérdidas de Vida. En este aguacero que se dio el día de hoy en Managua, un vehículo, con tres Hermanos nicaragüenses, se fue en un cauce... ¡Son las tragedias! Pero el Agua siempre es bienvenida, Bendita, porque la sequía sí que es la muerte, ¡la sequía es la muerte!

En el Mundo han desaparecido Pueblos enteros a causa de la sequía. Países que tenían enormes Bosques, grandes Ríos, Lagos, se han secado los Ríos, los Lagos y han desaparecido los Bosques, y ahí, l@s Niñ@s y l@s Adult@s mueren de hambre. Y ahora en estos Tiempos se ve por la televisión cuando l@s Niñ@s están totalmente desnutrid@s, en los huesitos, y llega la Cooperación de otros Países para buscar cómo salvar esas Vidas; pero son Pueblos donde ya se perdió el Bosque, se perdieron las Aguas.

Aquí, gracias a Dios, tenemos Ríos, tenemos Bosques, tenemos Lagos, pero tenemos que cuidarlos, y tenemos que cuidarlos en Honor a l@s Héroes y Mártires de El Repliegue. Tenemos que cuidar esos Recursos Naturales, porque con el tiempo la falta de Recursos, incluso para poder desarrollar el País, van provocando cada vez más daños.

Esto tiene que ver también con lo que hoy se conoce en el Mundo como el Calentamiento Global, y que provoca sequía incluso en los Estados Unidos... ¡Fíjense, Estados Unidos con tanta Riqueza, con tanto Recurso! Miles de Familias Campesinas en los Estados Unidos han tenido que abandonar las fincas, Pequeños Productores, Medianos Productores, ¿por qué? Porque se les secaron los pozos, se quedaron sin agua, porque la sequía no respeta Pueblo grande o Pueblo pequeño.

Por eso es que tenemos que cuidar la Naturaleza, cuidar nuestros Recursos Naturales. Yo decía cuando salíamos de Managua hacia Masaya, que le rendíamos Homenaje a nuestr@s Héroes y a nuestr@s Mártires, porque nos habían permitido conquistar la Paz, la Paz que tenemos que defenderla, día a día. Pero defender la Paz significa también defender los Recursos Naturales, defender esta Laguna de Masaya, defender los Bosques. Hay que curar la Laguna, ¡claro, hay que curarla!

Les voy a contar una anécdota... Fíjense, cuando estudié aquí en el Salesiano estuve interno, aquí estudió Camilo también, Camilo, que después cayó aquí en Monimbó cuando la Insurrección de Monimbó.

Entonces, cuando estudié en el Salesiano, estaba interno, éramos internos, todos los días por la mañana, antes de venir a Misa aquí a esta Iglesia, a esta Capilla de María Auxiliadora, teníamos que ir a asearnos, a bañarnos, y cuando abríamos la “paja”, ya sabíamos que el agua estaba contaminada, ¿y qué hacíamos? Poníamos la toalla, luego mirábamos la toalla, qué quedaba en la toalla, y en la toalla aparecían gusanitos, basurita quedaba en la toalla.

Nosotr@s pensábamos que ya con eso el agua estaba limpia, estaba purificada y podíamos tomarla... ¡pero qué va a ser! Fíjense desde hace cuántos años contaminada el agua de Masaya, por eso es que tenemos que cuidar el Agua de Masaya, el Agua de todos los Departamentos de nuestro País que son Recursos que significan Vida.

Por eso decía, nuestros Héroes y Mártires nos dieron la Paz de la que hoy goza nuestro Pueblo; nos dieron la Paz para combatir la Pobreza, y nos dieron la Paz,

para defender los Recursos Naturales, y ese es el gran Compromiso que queremos hacer esta noche desde aquí, desde este Monimbó Heroico, nuestro Compromiso, y sobre todo con esta Juventud, de defender los Recursos Naturales de nuestro País.

Bueno, felicitar a tod@s l@s muchach@s que han caminado y que han corrido incluso ahí, bajo la lluvia, a lo largo de este trayecto; las Madres con Niñ@s, las Abuelitas, ahí también a lo largo del recorrido, con todo ese Amor para su Pueblo, que es el Amor para los Héroes y Mártires, ¡que es el Amor para Nicaragua!

Y gracias a Dios, a pesar de la lluvia que estuvo fuerte en el recorrido, hemos culminado una vez más este Repliegue... ¡Gracias a Dios! Te damos gracias, Dios, por habernos permitido culminar este Repliegue, y hacerlo siempre llenos de Alegría, llenos de Optimismo, y llenos de Esperanza.

¡Que Vivan los Héroes y Mártires de El Repliegue!
¡Que Vivan l@s Héroes y Mártires
de Monimbó y de Masaya!
¡Que Vivan l@s Héroes y Mártires de Nicaragua!
¡Sandino Vive, la Lucha Sigue!
¡Patria Libre o Morir!
¡Y que Viva Nicaragua, Bendita y Siempre Libre!