La firma fue realizada por el Ministro de Hacienda, compañero Iván Acosta y el señor Helge Jahn, director para Centroamérica del Banco Alemán de Desarrollo (KFW) entidad bancaria que maneja los recursos de la cooperación alemanda con los países en desarrollo.

En el acto de firma de contrato fue realizada en la sede del MHCP, lugar en la que estuvieron presentes el viceministro de Relaciones Exteriores, compañero Valdrack Jaentschke y el director ejecutivo de la Empresa Nicaragüense de Acueducto y Alcantarillados (Enacal) Erving Barreda, quien hizo una breve explicación de las acciones a ejecutar con este nuevo financiamiento.

“El objetivo del proyecto es generar un impacto positivo en las condiciones sanitarias y medio ambientales de la ciudad de Managua, a través de la implementación de un conjunto de medidas complementarias que permitirá asegurar la operación sostenible de la planta de tratamiento de aguas servidas”, dijo el compañero Barreda.

El contrato establece un periodo de 40 años, incluyendo 10 años de gracia, con una tasa de interés ordinaria de 0.75 por ciento anual. El proyecto denominado “Planta de Tratamiento de las Aguas Servidas de Managua Medidas Complementarias” se estima ejecutarse en 39 meses y comprende dos componentes.

El primero tiene que ver con mejorar la capacidad de procesamiento de lodos de la planta, para lo cual se requiere construir tres sedimentadores y otros requerimientos técnicos. Igualmente se construirán obras para mejorar la capacidad operativa de la estación de bombeo elevadora de carga y la estación de bombeo.

Barreda explicó que desde el 2009 no se está descargando “aguas crudas” al lago, lo que permite ir reduciendo poco a poco los niveles de contaminación

“La depuración del lago va a llevar un tiempo, pero el primer paso que se ve a simple vista es que está permitiendo alguna actividad alrededor de la pesca en algunos sectores del lago y la disminución de olores en algunas zonas. Esperamos que con esta ampliación acelerar la capacidad de la planta”, comentó Barreda.

Detalló que actualmente la planta trabaja las aguas residuales del 75 por ciento de los hogares que están conectados al sistema de alcantarillas, porcentaje que se pretende aumentar hasta el 2015.

Helge Jahn, expresó que el gobierno de Alemania se encuentra contento con el manejo que hace el Gobierno de Nicaragua, de los recursos que destina ese país a través de KFW, a los países en vías de desarrollo y particularmente a nuestra nación.

Recordó que la Planta de Tratamiento de las Aguas Residuales de Managua se construyó en parte con fondos provenientes de la cooperación de Alemania y que ahora se dota de recursos para continuar su fortalecimiento.

“Con esta firma de contrato de ampliación el Banco de Desarrollo del Gobierno Alemán, está continuando el apoyo en el sector agua a Nicaragua, que venimos prestando desde mediados de los años 90”, mencionó Jahn. Mencionó que en pocos meses se estará dando a conocer los trabajos de una nueva planta de tratamiento de aguas residuales en la ciudad de Granada.