Diputados y diputadas de la Asamblea Nacional, aprobaron este martes una serie de reformas al Código Penal, Ley 779 (Ley integral contra la violencia hacia las mujeres) y al Código Procesal Penal de Nicaragua, las cuales apuntan a fortalecer los niveles de seguridad ciudadana y humana.

Los parlamentarios destacaron que las reformas a las leyes mencionadas, no solo tienen un carácter preventivo y punitivo, sino también de protección a la vida humana, la protección de las mujeres, y protección de los niños y niñas.

El diputado Carlos Emilio López, explicó que estas reformas que han sido aprobadas por el Poder Legislativo, a petición del Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega, y construidas en consenso por todas las instituciones del Sistema de Justicia.

Nicaragua es uno de los países que goza de uno de los índices más bajos de delitos contra la vida; índices más bajos de delitos contra la propiedad y delitos contra la integridad sexual; un país libre de maras, un país libre de la influencia del crimen organizado transnacional”, expresó el diputado.

30 años de cárcel a femicidas

Indicó que estas reformas también apuntan a la paz social, a la convivencia comunitaria y a proteger los derechos humanos fundamentales: el derecho a la vida, el  derecho a la libertad, el derecho a la seguridad, el derecho a la integridad personal, la indemnidad y la integridad sexual.

Estas reformas aumentan el número de años de privación de libertad en los delitos contra la vida; y en algunos delitos sexuales, en un promedio de 5 a 10 años; también se aumenta la sanción penal en el delito de parricidio, que es aquel que se comete contra la mamá, abuela, papá, los hijos, hermanos, cónyuge o conviviente”, explicó López.

Las reformas, contemplan el aumento de sanción penal en el delito de asesinato, sobre todo cuando este se comete en un lugar público, o se comente en presencia de los hijos; se aumenta el número de años de cárcel o privación de libertad.

“Hemos aumentado a 5 años más en el delito de femicidio; en la actualidad el techo es de 25 años; y lo hemos subido a 30 años, es decir, la sanción máxima para quien cometa este delito”, refirió.

Asesinato por fanatismo religioso o deportivo

El parlamentario, indicó que este paquete de reformas, también contempla el aumento de 8 a 12 años de cárcel, por los delitos de violación, cuando las víctimas sean niños, niñas y adolescentes menores de 14 años; y como circunstancia agravante, cuando una adolescente quede embarazada, producto de una violación.

“Hemos creado un nuevo tipo penal, que es el delito de asesinato agravado, cuya sanción penal será de 30 años; y se han creado varias circunstancias para el delito agravado; cuando se le quite la vida a una persona, pero además se cometa asfixia, envenenamiento, mutilación, flagelación”, dijo.

Este nuevo tipo penal, también será considerado agravado cuando el asesinato se cometa en presencia de un niño o niña; cuando se cometa frente a una persona vulnerable (personas discapacitadas, adultos mayores o enfermos crónicos).

El diputado sandinista explicó que cuando el hecho sea cometido por prácticas de fanatismo religioso; y cuando sea practicado producto de fanatismo deportivo, será considerado un asesinato agravado, con 30 años de prisión.

Muertes por accidentes de tránsito pasan a Juez Técnico

El diputado Wilfredo Navarro, explicó que todas estas reformas tienen un trasfondo de protección a las personas, a la vida; y tratar de enfrentar con una mayor pena las situaciones de violencia o crimines atroces.

“Es importante que los delitos atroces, las violaciones, tengan una mayor penalidad; así como las muertes y lesiones por accidentes de tránsito”, manifestó rotundamente Navarro.

Sobre esto, expuso que con las reformas se está creando el homicidio o lesiones imprudentes agravadas; es decir que cuando una persona mate o lesione a alguien, en un accidente de tránsito, le caerá todo el peso de la ley.

“Si va conduciendo en estado de ebriedad o efectos de droga, el trámite del juicio se sustrae del Juez de Conciencia, y se pasa el caso a un Juez Técnico; también se elimina la mediación y se mantiene en prisión a la persona que causa el accidente”, indicó el diputado.