El presidente ruso, Vladimir Putin, reiteró hoy su llamado a unir los esfuerzos antiterroristas en el orbe, tras ofrecer sus condolencias por las víctimas de un doble atentado en Londres.

Putin calificó de hecho criminal cínico y violento el ataque perpetrado por al menos tres terroristas, primero a bordo de una furgoneta blanca contra peatones en el Puente de Londres y luego con armas blancas contra personas en el cercano mercado Bordo.

El mandatario ruso insistió en la necesidad de aunar esfuerzos para combatir el citado flagelo, después que en Londres perecieron siete personas y otras 48 resultaron heridas.

Los agresores, ataviados con imitaciones de cinturones de explosivos, como los empleados por los terroristas suicidas, fueron eliminados por la policía que afirma demoró ocho minutos para actuar en este caso de agresión.

De su lado, el presidente del comité de Relaciones Internacionales de la Duma (cámara baja rusa), Leonid Slutski, estimó necesario un acuerdo internacional sobre la lucha contra el extremismo en el ciberespacio.

Además, Slutski sugirió la elaboración de una estructura y un código especial antiterrorista, en el marco de la Asamblea Parlamentaria de la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa.

Sin dudas, será necesario coordinar y unificar esfuerzos no solo entre los órganos de seguridad, sino también a nivel mundial, comentó.

Reino Unidos enfrenta el tercer acto terrorista en tres meses, después del ocurrido en el puente cercano al edificio del Parlamento británico y luego en un estadio de Manchester, con un saldo total superior a medio centenar de fallecidos.