Ocho de los 10 hombres detenidos actualmente en relación con el atentado de Manchester del pasado lunes tienen "entre 18 y 38 años" y son "sospechosos de delitos de terrorismo", informó hoy la policía británica.

Hasta la fecha, y con relación al ataque, han sido arrestadas diez personas, de las cuales un varón de 16 años y una mujer de 34 han sido puestos en libertad sin cargos.

La unidad antiterrorista de la policía de Manchester, que trata de establecer si el terrorista suicida, Salman Abedi, tenía cómplices, constató además que todas las personas detenidas hasta ahora son "sospechosas de haber cometido delitos terroristas".

Los agentes tratan de clarificar si Abedi, un hombre de 22 años, pertenecía a una "red" terrorista y llevan actualmente a cabo redadas en varias direcciones del país.

En su cuenta de Twitter, el cuerpo policial de Manchester señaló que los agentes han realizado esta mañana una redada en una propiedad del área de Moss Side con relación al atentado, si bien especificó que ese registro se efectuó en una "vivienda diferente" a la dirección en la que se había detenido, hoy, al último hombre.

Ante la posibilidad de otro ataque inminente, soldados de las Fuerzas Armadas han sustituido a la policía en puestos de vigilancia estratégicos, entre ellos algunos de los puntos más turísticos de Londres, y agentes armados han comenzado a patrullar a bordo de trenes en todo el país.

El Gobierno británico elevó la alerta por amenaza terrorista contra el Reino Unido a su máximo nivel, "crítico", que contempla que otro atentado pueda producirse en este país de manera inminente.