Una brigada conformada por 37 compañeros del componente de enfermedades de transmisión vectorial del Ministerio de Salud, se dirigen hacia Puerto Cabezas, en el Caribe Norte del país, con la misión de eliminar criaderos del mosquito "Anopheles", principal transmisor de la malaria.

En la región, el Minsa ha registrado un incremento del 20% de casos, en los últimos meses, afectando principalmente a la población que vive cerca de los manglares.

Según el director Carlos Sáenz, Secretario General del Minsa, la malaria es una enfermedad parasitaria que afecta el hígado y el torrente sanguíneo, causando fiebres intermitentes.

Los brigadistas realizarán acciones específicas como fumigación, concientización y sobre todo la detección oportuna de los febriles, para que reciban el tratamiento necesario y de esta forma reducir el repunte de casos en esta zona del país.