El Ministro-Director del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred), doctor Guillermo González, dio a conocer una serie de medidas que estarán tomándose de cara a la llegada del invierno.

Estas medidas serán desarrolladas en todos los municipios como parte de un conjunto de acciones de orden preventivo para que el invierno no genere problemas o situaciones de peligro en las familias nicaragüenses.

"Lo que sería ya el invierno de manera definitiva se vendrá instalando en la última decena de este mes de mayo, estas lluvias que han caído son parte del proceso de instalación del invierno", explicó el doctor Guillermo González.

Se esperan once tormentas, cuatro de las cuales pueden llegar a tomar características de huracanes y dos de ellas muy intensas.

"Posiblemente se espera que en el norte del país el invierno esté instalado en el primer período de junio, es decir, tendremos el tiempo necesario para irnos preparando".

"Nosotros vamos a estar influenciados por lluvias con fenómenos del Pacífico, algunos de estos fenómenos pueden generarnos situaciones de las cuales tenemos que estar preparados".

Medidas de prevención y preparación deben iniciar en el hogar

"Las medidas de prevención y preparación deben iniciarse desde el hogar. Algunos de los planes municipales van a insistir para que las familias hagan las acciones necesarias como limpieza de techos, drenajes, cauces".

Recomendó hacer reconocimiento de los sitios que pueden ser de peligro, identificar los sitios de inundación y deslizamientos.

"Vamos a estar desarrollando acciones junto con los gobiernos locales a fin que las brigadas estén listas para actuar en cualquier circunstancia", aseguró.

Desde los barrios se seguirá haciendo conciencia para que las familias dejen de tirar basura, un factor que contribuye a incrementar las inundaciones.

Al momento que las lluvias se presenten lo más prudente es permanecer en las viviendas.

"Queremos recordarles que tomemos conciencia, evitemos cruzar ríos y quebradas al momento de las lluvias y después de las lluvias, estas son medidas que pueden garantizar que las familias se protejan".

"Es prudente que las familias estén listas, reunidas y valorando la subida de las aguas, de tal manera de poder retirarse a sitios seguros que hayan sido identificados previamente", dijo, insistiendo en que hay que poner a salvo a niños y a adultos mayores.

González resaltó que es muy importante que las familias revisen el estado de las paredes y tapias, ya que las lluvias pueden haber generado algún socavamiento.

A los conductores se les recomienda ser prudentes en las calles y carreteras donde vean que las aguas han subido de nivel.

Finalmente, informó que desde los gobiernos locales se van a estar emitiendo mensajes y recomendaciones en los barrios más vulnerables, y que se desarrollarán jornadas de limpieza no solo por las inundaciones sino también para evitar las epidemias.