Al menos siete muertos dejó el derrumbe de un edificio en construcción en Cartagena de Indias donde socorristas intentan hallar entre los escombros a alrededor de una veintena de personas, confirmaron hoy noticiarios colombianos.

Hasta el momento fueron rescatados 26 ciudadanos gracias a la labor de los bomberos y otros grupos de apoyo, precisó la emisora RCN La Radio.

La mayoría de las víctimas eran trabajadores de la obra de seis pisos, ubicada en el barrio Blas de Lezo.

Rescatistas de esta capital viajaron hasta esa urbe, con costas en el Caribe, con el objetivo de apoyar las tareas de rastreo entre las ruinas de la edificación.

No vamos a descansar hasta que localicemos a quienes quedaron atrapados, afirmaron autoridades locales.

Aunque recién comienzan las investigaciones sobre el caso el alcalde de Cartagena de Indias, Manuel Vicente Duque, aseguró que las faenas constructivas comenzaron sin los permisos requeridos.

En esa localidad perduran joyas arquitectónicas de la época colonial como sus legendarias murallas, baluartes, castillos, catedrales y fortines.

En semanas previas la alcaldía de Cartagena de Indias declaró en estado de calamidad pública al emblemático Cerro de La Popa debido a las grietas visibles en esa elevación en cuya cima peligran una iglesia y un convento construidos entre 1609 y 1611.

A comienzos de mes sucesivas avalanchas asolaron a la ciudad de Mocoa, capital de Putumayo, donde fallecieron 328 pueblerinos y 69 siguen desaparecidos.

Quince días después un fenómeno similar provocó la muerte a 17 habitantes de Manizales, situada en el famoso eje cafetero.