Familias del Barrio Rosario Murillo, del municipio de Mateare, expresaron su contento al conocer que la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal), lleva un 80% de avance en la instalación del pozo de agua potable.

Aunque el barrio Rosario Murillo, tiene apenas algunos siete años de haber sido fundado, las familias demandaban el servicio de agua potable, mismo que el Buen Gobierno les garantizará en las próximas semanas.

En este sentido, indicaron que en todo el barrio, ya se han instalado las tuberías y conexiones domiciliares para el suministro de agua, mientras se avanza en este importante proyecto que les cambiará la vida a estos pobladores.

Mientras tanto, Enacal viene abasteciendo de agua, a las familias, a través de cisternas o ‘pipas’; a través de las cuales hacen una distribución total del vital líquido, al menos dos veces por semana.

“Nos sentimos contentos, porque nuestro Buen Gobierno se ha puesto las pilas, y ya pronto nos traerá el agua de forma permanente; es una gran bendición para este barrio”, sostuvo Marlene García, pobladora de esta comunidad.

“Agradecemos a nuestro Presidente Comandante Daniel Ortega y la Vicepresidenta Compañera Rosario Murillo, porque además que nos mandan siempre las pipas, para que no nos falte el agua, también nos darán este hermoso proyecto, como es el pozo de agua potable”, dijo Roberto Hernández.

Operarios de Enacal, informaron que este pozo tendrá finalmente unos 600 pies de profundidad, con capacidad para bombear 900 galones de agua por minuto, abasteciendo a todas las familias de este barrio, las 24 horas del día.