El movimiento telúrico ocurrió a las 22H15 GMT y su epicentro fue localizado a 24 km al oeste-suroeste de la ciudad de Champerico y a 180 km al oeste-suroeste de la capital guatemalteca, precisó el USGS. El movimiento telúrico se sintió en El Salvador y México.

El Centro de Alertas de Tsunamis del Pacífico aseguró que no hay "amenaza de tsunami destructivo" por el momento.

Se trata de la réplica más fuerte del sismo de magnitud 7,4 que sacudió el miércoles la misma zona y que dejó 42 muertos, 22 desaparecidos, 155 heridos y miles de damnificados.

Más réplicas tras terremoto

El Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumhe) reportó hoy que desde el terremoto de magnitud 7,2 que el pasado miércoles sacudió Guatemala hasta este sábado se han reportado 95 réplicas, la mayoría con epicentro en la zona del desastre.

Según el Invisumhe, la última réplica se registró hacia las 9.15 hora local (15.15 GMT), con una magnitud 4,2 en la escala abierta de Richter, con epicentro en las costas del Pacífico de Guatemala, frente a las playas de Champerico.

"Ese movimiento telúrico es considerado como una de las 95 réplicas que se han reportado tras el sismo de 7,2 grados que ocasionó daños el pasado miércoles", señaló la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) en un comunicado.

El terremoto, según el último reporte oficial, se cobró la vida de 42 personas, dejó dos desaparecidos, y destruyó 1.152 viviendas en las zonas del oeste y noreste de este país centroamericano.

Además, provocó daños a otras 3.770 viviendas, y causó averías leves a 753; damnificó a 10.959 personas, afectó a 1,2 millones, y mantiene en riesgo a 6,7 millones.

El presidente Otto Pérez Molina se reunió con su Gabinete de Gobierno para analizar las consecuencias del terremoto y aseguró hoy que en los próximos días presentará la estrategia de reconstrucción de los daños materiales y de infraestructura.

Hasta el momento, indicó, no se han cuantificado los daños, pero aseguró que el Gobierno cuenta con recursos para hacer frente a la emergencia.

"El plan de reconstrucción estará a cargo de la vicepresidenta Roxana Baldetti, quien contará con el apoyo de todas las instituciones" para garantizar la eficiencia y rapidez en la ejecución, precisó Pérez Molina.

Por otra parte, decenas de brigadas empezaron este sábado a demoler cerca de un centenar de residencias y edificios que han sido declarados "inhabitables" por los técnicos de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred).

El terremoto que el pasado miércoles sacudió Guatemala tuvo una magnitud de 7,2 en la escala abierta de Richter, y una intensidad V en la escala de Mercalli, que va hasta 12.

Ente el jueves y viernes el Gobierno decretó "estado de calamidad" en siete departamentos de las zonas afectadas por el sismo para agilizar los desembolsos que se necesitan para ayudar a los damnificados.