En declaraciones a los medios de prensa, el Ministro de Energía y Minas, Emilio Rappaccioli, lamentó la tragedia ocurrida en Santa Pancha, la cual fue producto del desconocimiento de que el lugar donde estaban asentadas varias viviendas, había sido una zona de excavación hace decenas de años.  

“Hace muchos años, mucho antes que estuviera la concesión de explotación en la empresa actual que es B2Gold, ahí a cierta profundidad, a 60 u 80 metros se dieron excavaciones, aparentemente  se perdió esa información, cayó en el olvido  y las nuevas industrias que comenzaron a trabajar en esa zona no  tenían la información; inclusive las autoridades municipales, la población que vive ahí tampoco tenía memoria de eso. 5 o 6 familias  hicieron casas en esa zona con toda la seguridad de que nunca podía ocurrir un hundimiento, ni tenían  información de que abajo habían algunos huecos producto de los túneles que se hicieron hace muchos años; entonces se dio el hundimiento en uno de esos lugares”, precisó el ministro.

Comentó que una de las primeras medidas adoptadas en este caso fue la reubicación de las familias que habitaban en el lugar hacia una zona más segura.  

Además indicó que para evitar tragedias en sectores aledaños a las zonas de excavación de las minas, las empresas mineras como B2Gold, HEMCO, entre otras, deberán evaluar e inspeccionar con equipos especializados, las zonas aledañas a las excavaciones para detectar vacíos debajo del suelo.  

“Esas medidas las tienen que tomar las empresas en las áreas de concesiones, pero si están  fuera de sus áreas de concesiones las tenemos que tomar nosotros como gobierno en coordinación con las autoridades municipales y las autoridades políticas”, indicó.

“Es algo lamentable que haya pasado (la tragedia) y vamos a tomar medidas para que eso no vuelva a pasar nunca”, afirmó.