Navarro aseguró que el FSLN está haciendo mejor las cosas desde el Gobierno Central y las Alcaldías que administra, y por eso está ganando elecciones, mientras los partidos de la derecha, por estarse peleando quién es su "seudo líder" se han olvidado del pueblo.

“No se necesita ser una analista con grandes conocimientos para poder haber prevenido lo que se venía, era la crónica de una muerte anunciada. La oposición no estuvo a la altura de la capacidad y la contundencia del Frente Sandinista, con su organización, con sus recursos, con su estrategia, con su continuidad en el manejo de sus programas y sus planes de gobierno municipales y a nivel nacional. Todo eso tuvo una incidencia brutal en la derrota contundente de la oposición”, señaló Navarro.

Agregó que el pueblo nicaragüense con su decisión de respaldo al Frente Sandinista, le vino a dar a las diferentes facciones derechistas lo que llamó “el apocalipsis” de una oposición débil que se pelea por “gritarle al FSLN”, pero sin tener proyectos, programas o ideas para enfrentarse ante un partido sandinista que “supo hacer las cosas”.

“Yo que he sido uno de los principales críticos (…) hoy tengo que decir claramente, que fue un triunfo transparente, limpio, contundente (del FSLN) y (una derrota) aplastante de una oposición que no ha sabido estar a la altura de las situaciones y si siguen como están, definitivamente aquí el Frente Sandinista va a seguir ganando elecciones”, mencionó el legislador opositor.

Incluso tomó palabras del argot beisbolístico, para decir que mientras el FSLN juega un beisbol de Grandes Ligas, la oposición está jugando con “pelota de trapo y en liga de barrio, no hay forma de competir así y mucho pensar en ganar”.