María José Montenegro de la comunidad Las Lomas en Tipitapa, por primera vez este sábado encendió su televisor nuevo que compró en diciembre pasado, no lo hizo en la fecha que lo compró por temor que un bajón de energía lo dañara, tal como le ocurrió al anterior aparato.

Desde que supo que el Gobierno Sandinista, a través de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (ENATREL) ejecutaría el II Componente de Normalización de Asentamientos del Programa Nacional de Electrificación Sostenibles y Energías Renovables (PNESER), se planteó la meta de comprarse su nuevo televisor, pues este proyecto garantiza el acceso a la electricidad de forma segura.

Proyectos de este tipo garantizan que a las familias protagonistas, se les instale un sistema confiable en la comunidad y de esa manera, ven regularizado su servicio de energía con la empresa distribuidora.

La vivienda de María José y otras 61 de la comunidad Las Lomas, pasaron de tener un servicio irregular e inestable, a uno legal y muy seguro, que les da la tranquilidad que sus electrodomésticos no se dañen por los bajones o subidas de energía que ocurría por estar conectados ilegalmente al sistema.

“Ahora si vamos a tener una energía de calidad, nuestros electrodomésticos no se van a dañar, antes teníamos ese problema que por los cambios de voltaje se dañaban los electrodomésticos, por eso estamos contentos”, señaló María José.

Doña Miriam Ortega, también valoró de muy positivo para la comunidad estar las 24 horas del día con energía confiable, además de que las calles del barrio ahora tendrán el servicio de luminarias públicas.

Jorge Mayorga de ENATREL, detalló que en esta comunidad, se ha realizado una inversión de un millón 722 mil córdobas, en la instalación de 1.13 kilómetros de líneas de transmisión y de las acometidas en cada vivienda. Este sábado fue inaugurado por la comunidad, este proyecto que brinda protagonismo en 62 viviendas en donde habitan 324 personas.

“La principal ventaja es que van a tener más seguridad, siempre que el ciudadano hace sus conexiones ilegales, siempre corre el riesgo de tener problemas en sus viviendas, entonces esto le permite más seguridad a ellos y gozar de todos los beneficios que da la electrificación”, dijo Mayorga.

El PNESER también tiene el componente de llevar la energía eléctrica a las comunidades rurales, principalmente a aquellas en lugares recónditos. La meta de este 2017 es llevar la electricidad al 95 % del territorio nacional.