La revista Forbes Centroamérica señaló que los 10 años del Gobierno del Comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo, en esta nueva etapa de la Revolución, se han caracterizado por un constante crecimiento de la economía.

Esto se refleja en las tasas de crecimiento del país, que en el 2015 alcanzó un 4.9% y este año se espera que llegue al 4.5% ó 5%, de acuerdo al Banco Central de Nicaragua (BCN).

De acuerdo a lo publicado por Forbes, este crecimiento es gracias principalmente al crecimiento de las exportaciones, sobre todo de zonas francas, después de que fueron removidas algunas barreras arancelarias, así como expectativas de mayor producción agropecuaria en 2016.

Forbes señala que en este nuevo período de Gobierno del Presidente Daniel, se continuará impulsando el plan de desarrollo del país, que prioriza la promoción de la inversión extranjera y la ayuda social; los expertos confían en que continuará el buen desempeño de la cartera de crédito que, además de la inversión, también promueve el consumo privado.

No obstante, se prevé una reducción en la tasa de crecimiento del sector construcción. El pronóstico de crecimiento para ese sector en 2017 también es de 4.5%.

Se espera que las exportaciones tradicionales continúen tratando de ganar la batalla a los bajos precios internacionales. En el primer trimestre de 2016 las exportaciones de bienes tradicionales decrecieron, el pronóstico es que se recuperen en 2017 junto con las exportaciones de zonas francas que sí tendrán un crecimiento superior.

Citando al Funides, el análisis de Forbes estima que las exportaciones se recuperarán a medida que los choques que se sintieron en 2015 como la pérdida de los TPL en las exportaciones de zonas francas, se vayan disipando.

En tanto, las remesas han presentado un constante crecimiento desde el año 2000, representan el principal flujo externo de divisas en la balanza de pagos, por encima de los préstamos, las donaciones y la IED.

Actualmente, representa más de 9% del PIB, es decir los nicaragüenses que se encuentran fuera del país, en la mayoría en Costa Rica y Estados Unidos, sostienen en gran medida la economía de Nicaragua, indica Forbes.

Durante el año 2015 se recibieron 1,193 mdd por concepto de remesas. Se espera que los envíos de los nicas en el exterior continúen creciendo y así mantener estables los niveles de consumo.

“Hoy por hoy este gobierno ha demostrado tener un plan de equilibrio. Asimismo, ha logrado ampliar la cobertura de servicios de electricidad, alrededor de 85% de la población tiene acceso a luz eléctrica, según datos del gobierno en los últimos 50 años; la cifra más alta de cobertura que se había logrado alcanzar era de 50%. Tiene bajos costos de mano de obra y estrecha relación con la empresa privada del país”, concluye Forbes su análisis.