El sacerdote caraceño anticipó su llamado en el cementerio de la localidad al elevar oraciones por los difuntos, ante centenares de familiares que llegaron a depositar flores a sus deudos y se aglomeraron para escuchar el mensaje de su guía católico.

El religioso dijo que las autoridades que salgan electas para gobernar en el municipio de Jinotepe cuentan con su bendición y beneplácito, con quienes esperan como iglesia mantener buenas relaciones, siempre en pro de la población jinotepina.

Al concluir con la homilía, el padre Alemán  Norori, hizo un llamado a la paz y madurez de los jinotepinos, a quienes les pidió que rueguen a Dios por el progreso de su municipio y las nuevas autoridades edilicias.