Con las ansias de alcanzar la oportunidad de ingreso a la educación superior llegaron los jóvenes a la Feria Nacional de Becas tras la convocatoria realizada por el Ministerio de la Juventud, quien brinda un total de tres mil becas a aquellos que deseen estudiar alguna carrera universitaria cómo Medicina, Ciencias Económicas, Comunicación, entre otras.

La Plaza 22 de Agosto es el escenario donde este viernes y sábado 14 universidades de todo el país con sedes en siete cabeceras departamentales, están brindando la oportunidad a miles de chavalos y chavalas de alcanzar un mejor futuro académico y profesional.

“Mucha gente ha venido desde temprano y eso representa un gran éxito para nosotros, hemos entregado más de mil 500 becas, lo cual evidencia que hay una juventud dispuesta a entregarse al estudio y con deseos de prosperar. Todo el que cumple con su documentación y llena su ficha de inscripción, automáticamente son acreedores de su beca universitaria”, manifestó Ana Carmen Martínez, Responsable de Atención a Jóvenes Profesionales y Universitarios del Ministerio de la Juventud.

La feria es para los protagonistas un espacio de oportunidades ya que los jóvenes, en su mayoría de escasos recursos económicos, ven en el otorgamiento de una beca, la ocasión de alcanzar la profesionalización y salir adelante junto a sus familias.

“La feria es una gran oportunidad para nosotros porque aquí podemos encontrar muchas alternativas, pero sobre todo el respaldo financiero porque al obtener una beca representa un gasto menos para nuestros padres” refirió Ana Mudy.

“Creo que todos nos merecemos la oportunidad de seguir estudiando y con esta ayuda que nos brinda el Gobierno me parece espectacular que nos den este tipo de apoyo. Quiero estudiar turismo y con la beca lo voy a lograr porque en este momento no tengo los recursos necesarios para poderme costear una mensualidad, así que vine a aprovechar” refirió Yesenia Velázquez.

Por su parte, los padres de familia, quienes acompañaron a sus hijos a la feria, agradecen al Gobierno por preocuparse por el bienestar de la juventud.

“Mi hija quiere estudiar y he venido a acompañarla para que ella logre estudiar. Yo soy madre soltera y no tengo recursos para pagarle una universidad privada, por eso venimos a conocer las opciones de estudio para que ella opte a una carrera y pueda salir adelante” concluyó Miriam Rayo.