Orientar a la población en eliminar los potenciales criaderos, mantener la limpieza y orientar sobre el buen uso del abate, que garantiza la eliminación del estado larvario del mosquito, es parte del mensaje preventivo y educativo, que miembros que integran las jornadas de sensibilización llevan a las familias a fin de prevenir enfermedades.

Al identificar a personas con fiebre, se realiza la captación y referencia oportuna a la unidad de salud, para ser atendidos en la Unidad de Atención a Febriles.

El Dr. Freddy Suárez, Subdirector del Centro de Salud Sócrates Flores, dijo que el Modelo de Salud Familiar y Comunitario, estamos ligados a la comunidad y eso nos permite el acercamiento a la población; lo otro es que la población adquiera más confianza sobre todo en la parte preventiva y de promoción para que haga uso de los servicios de atención en salud.

Eliminar criaderos, para que el mosquito no se reproduzca, y mantener el abate, forman parte de las actividades preventivas, que deben poner en práctica los nicaragüenses.

La tarde de este jueves se realizó una Jornada de Sensibilización en 750 viviendas del barrio Julio Buitrago, ubicado en el distrito III de la capital.

“Se están preocupando por la salud del pueblo nicaragüense y nos invitan a mantener recipientes tapados, la limpieza, botellas boca abajo”, resaltó el poblador Lenin Rueda.

Sara Vásquez, dijo que la responsabilidad debe ser siempre compartida. Nosotros limpiamos las calles y cauces del barrio y así aportamos en la eliminación del mosquito transmisor de las enfermedades.

“Hay que recordar que el camión de la basura pasa siempre; pero hacemos un llamado a los pobladores a que abran las puertas para la fumigación, ya que solo este gobierno se ha preocupado por nuestra salud; en otros tiempos teníamos que pagar para fumigar”, finalizó.