El Gobierno del Comandante Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo continúan llevando felicidad a las familias de la Gran Sultana, en esta ocasión a través de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica, ENATREL.

En el barrio "El Madroño", ubicado al sur de la ciudad de Granada, se instaló860metros de Red de Energía Eléctrica Comunitaria y Familiar, beneficiando a 345 protagonistas, perteneciente 94 familias, con un monto de C$ 1, 396, 600.16, según informaron representantes de ENATREL y del gobierno local.

Al acto inaugural asistieron representantes de ENATRAL y autoridades del gobierno local, encabezado por la alcaldesa Julia Mena, quienes en conjunto con los protagonistas inauguraron este proyecto que llena de felicidad a las familias granadinas.

La compañera Julia Mena, dijo que con la realización de este proyecto ahora las familias pueden contar con mayor seguridad en sus hogares y comunidad, además de mejorar el dinamismo en los pequeños talleres y negocios que en este lugar existen.

“Nuestra meta es que no quede ninguna comunidad sin luz (eléctrica), que no quede ninguna comunidad sin falta de agua, que no quede ninguna comunidad con problema de salud, por problema de basura”, dijo Mena, invitando a los protagonistas de esta comunidad a trabajar bajo el modelo de responsabilidad compartida.

El compañero Mario Esquivel, en representación de ENATREL manifestó que “este proyecto consiste en la instalación de una red adecuada y de calidad para poder llevarle la energía a cada una de las comunidades”.

Esquivel informó que en Granada se han realizado 16 proyectos de electrificación, donde se han construido 14.5 KM con una inversión de más de veinte millones de córdobas, lo que ha permitido incrementar la cobertura a un 96% de la población.

La felicidad de los protagonistas es notoria en sus rostros al observar el desarrollo en sus hogares y comunidades, especialmente donde este servicio era un sueño, que hoy lo ven hecho realidad, gracias al buen gobierno sandinista.

“Nos sentimos orgullosos de ver que gracias al Señor (Jesucristo) tenemos esto, al presidente (Daniel Ortega) y a la compañera Rosario Murillo, les damos gracias en nombre de todo la comunidad, ya no vamos andar suplicándole a la gente que nos permita un lugar para poner un alambre, ahora ya tenemos nuestro servicio”, expresó la señora María Morales, pobladora de este sector.

La señora Celia Hernández, dijo que durante 24 años estuvieron luchando para que le llegara este proyecto a su comunidad, por lo que da gracias a Dios y al gobierno sandinista por hacerle cumplir ese sueño que ahora disfrutan en familia y comunidad.