En el barrio René Cisneros del Distrito III de Managua, han logrado bajar la incidencia del dengue, chikungunya y zika, gracias a la permanente campaña de fumigación que realiza el Ministerio de Salud (MINSA) y el involucramiento de las familias que se han unido para derrotar las enfermedades.

En este 2017 es la segunda ocasión que los brigadistas realizan el Plan Barrido en el René Cisneros, lo que es agradecido por las familias que también contribuyen limpiando sus hogares y permitiendo el ingreso de los fumigadores.

La doctora Orquidia Ruiz, del Centro de Salud Roberto Herrera, manifestó que las citadas enfermedades no han atrapado a ningún habitante de esta comunidad, lo que demuestra la efectividad de la jornada epidemiológica.

"Siempre el MINSA priorizando a nuestra población está en el René Cisneros, aquí se van a fumigar 1,200 casas, se ha venido trabajando de manera mensual en los planes para eliminar el mosquito y por eso le pedimos a las familias que dejen entrar a los fumigadores y a los abatizadores para que podamos erradicar de una sola vez las enfermedades", comentó Ruiz.

"Son muy buenas estas campañas y nosotros en la casa eliminamos las botellas, los calaches y la basura, la limpieza es la manera adecuada para no enfermarse", reconoció doña María Sosa, que no dudo en permitir el ingreso de los fumigadores.

El señor Marco Toval considera que la unidad de la comunidad ha sido fundamental para evitar al enemigo que se reproduce con facilidad en los hogares.

"Entre más lo hacen (fumigar) mejor para nosotros, aqui vienen frecuentes y se ha logrado disminuir los casos de dengue. En mi casa tratamos que se mantenga limpia, porque debemos contribuir de cualquier manera", puntualizó don Marco.