El presidente de la Cámara de Energía de Nicaragua, César Zamora, anunció que las inversiones estimadas para el 2017 se proyectan entre los 600 y 700 millones de dólares, en unos diez proyectos.

Indicó que tienen proyectos energéticos, hidroeléctricos, de biomasa, geotérmicos y solares.

"Tenemos proyectos completos con financiamiento disponible y con plazos específicos para cumplir las metas que requieran las autoridades, para que los proyectos no entren en quiebre, hay proyectos de todos", dijo Zamora.

Manifestó que será el gobierno quien determinará las prioridades para ejecutar los proyectos a mediano plazo.

“Este es un mercado consolidado y queremos desde el sector privado seguir invirtiendo en el país. Hay proyectos de todos, hay proyectos de hidroeléctrico, geotérmicos, hay proyectos de vientos, de biomasa, hay proyectos sumamente interesantes, nuevos, hay proyectos solares y un poco que determina el gobierno cual es su prioridad, que área de tecnología quiere que se invierta”, declaró el empresario energético.

Nicaragua exportará energía

Indicó que se trabaja de cara a la exportación de energía a otros países centroamericanos. Subrayó que actualmente el sector energético tiene una demanda de 700 megas con más de un millón 100 clientes, pero cada año se incrementa.

Cada año el país demanda 40 megas extras de energía para garantizar el suministro a las familias y empresas. El sector (público y privados) invierte anualmente en compra de equipos unos 150 millones de dólares. Indicó que también se trabaja junto al gobierno en mejorar las líneas de transmisión y el acceso a que más familias tengan energía.

En términos generales, Zamora señala que el sector empresarial espera un buen año con cifras macroeconómicas estables, inflación moderada y repunte en el sector eléctrico, construcción y en otros.